Migración

Dudan que reforma migratoria cambie sistema de deportación en EU

2013-02-09

Legisladores republicanos han propuesto que para abrir paso a la legalización de inmigrantes...

Por Maurizio Guerrero. Corresponsal

Nueva York, (Notimex).- Activistas dudan que la reforma migratoria que actualmente discute el Congreso en Estados Unidos cambie el sistema de deportaciones existente en el país, e incluso advierten que podría expandir la criminalización de nuevos migrantes.

Legisladores republicanos han propuesto que para abrir paso a la legalización de inmigrantes primero deben reforzarse las medidas de seguridad en la frontera, así como detener la migración indocumentada en el país.

En ese sentido, proponen fortalecer programas como “Operación Streamline”, que detiene y procesa a inmigrantes que entran sin documentos al país, o que regresan tras ser deportados, lo que podría resultar en más personas detenidas en calidad de “criminales” sólo por cruzar la frontera.

Silky Shah, directora de operaciones en el terreno del organismo Detention Watch Network, indicó que la expansión de políticas como Streamline, que “criminalizan la migración”, podría significar que más inmigrantes terminarán en prisión enfrentando cargos criminales.

“Esas personas serán detenidas antes de ser deportadas, y vemos que ese grupo de gente será el blanco de las propuestas en el Congreso. Así, “los inmigrantes detenidos serán cada vez más numerosos”, asentó Shah en entrevista con Notimex.

La activista mencionó que hasta el momento no se ha escuchado ninguna propuesta que pudiera indicar que la reforma migratoria cambie el hecho de que nunca como en la administración del presidente Barack Obama se hubiera deportado a tantas personas de Estados Unidos.

“Puede que se abra paso a la ciudadanía para muchos inmigrantes con una reforma, pero si no hay cambios en cómo se aplican las leyes, seguiremos viendo la deportación de las 400 mil de personas que son expulsadas cada año”, afirmó Shah.

Además, pese a que Obama ha dado señales de que podría cambiar la naturaleza de los procesos de deportación, sus aportaciones no han sido retomadas por el Congreso.

Así, las personas en juicio de deportación seguirían sin recibir asesoría legal de parte del Estado ni tampoco tendría derecho a fianza, lo que contraviene la Constitución de Estados Unidos, de acuerdo con expertos. Tampoco bajará su tiempo de estancia en detención.

Shah declaró que no es debatida tampoco la llamada “detención obligatoria”, que indica que los inmigrantes que hayan cometido incluso una falta menor –como la posesión de pequeñas cantidades de marihuana o una infracción de tránsito– deben pasar tiempo detenidos antes de ser deportados.

“Obama ha sido el presidente que más ha deportado y detenido inmigrantes, más que ningún otro. Resulta irónico que ahora sea él quien proponga una reforma migratoria”, enfatizó Shah.



PCesar