Internacional - Finanzas

Snap busca convencer a los inversionistas de que se parece más a Facebook que a Twitter

2017-01-05

Basado en estimaciones según las cuales Snap registrará ingresos por concepto de publicidad del orden de los US$940 millones en 2017, una valuación de US$25.000 millones le otorgaría un múltiplo de 26,7 veces las ventas publicitarias.

Maureen Farrell y Corrie Driebusch

Cuando Snap Inc. salga en los próximos días a promocionar su salida a bolsa, no hablará solamente de Snapchat, su popular servicio de mensajería virtual.

Se espera que Evan Spiegel, el fundador de la empresa, asuma un rol protagónico en las conversaciones con los inversionistas, señalan fuentes cercanas. Los bancos y los ejecutivos detrás de la salida a bolsa presentarán a Spiegel, de 26 años, como un visionario que sabe cómo crear productos para la codiciada generación del milenio, agregan las fuentes.

El objetivo es convencer a los inversionistas de que la joven compañía puede evolucionar desde una plataforma de mensajería y para ser una potencia de los medios de comunicación capaz de superar su esperada valuación de entre US$20,000 millones y US$25,000 millones. La idea es colocar a Snap en la mismo grupo de Apple Inc. y Facebook Inc., cuyas acciones se han disparado recientemente, y diferenciarla de Twitter Inc., que no ha despegado desde su debut bursátil en 2013.

Se espera que durante su gira de promoción para los inversionistas, conocida en la jerga como road show, Snap enfatice el tiempo que los usuarios dedican a la aplicación de mensajes efímeros y su participación en el mercado de clientes de entre 18 y 34 años, según fuentes cercanas, un mensaje que la empresa empezó a enviar desde la semana pasada en sus encuentros con posibles interesados.

No se trata de un mensaje necesariamente convincente, advierten banqueros e inversionistas. Si se cumplen las expectativas de precios, Snap estaría valuada a un múltiplo mucho más alto de capitalización de mercado a ingresos publicitarios que cualquier otra empresa de redes sociales, un grupo que incluye a Facebook y Twitter.

Basado en estimaciones según las cuales Snap registrará ingresos por concepto de publicidad del orden de los US$940 millones en 2017, una valuación de US$25,000 millones le otorgaría un múltiplo de 26,7 veces las ventas publicitarias, según los cálculos que basándose en datos de eMarketer hizo Dan Morgan, gestor sénior de portafolio de Synovus Trust Co., con una cartera de US$12,000 millones. Facebook y Twitter se transaban a 19,4 veces y 13 veces sus respectivos ingresos publicitarios en el momento de salir a bolsa.

“No es barato”, dijo Morgan. “Probablemente será cauto de cara a la salida a bolsa. Tenemos acciones de Facebook y Google, de modo que la pregunta es: ¿Hay un lugar en la mesa para Snap o va a seguir el camino de Twitter? Eso es lo que no queremos”.

Twitter en la actualidad se negocia alrededor de 36% por debajo de su precio de salida a bolsa.

Los ejecutivos de Snap planean ser conservadores a la hora de determinar el precio de salida a bolsa, ya que no desean afrontar los problemas que aquejaron a Facebook durante sus primeros días en el mercado bursátil, según fuentes cercanas. El precio de la acción de Facebook cayó por debajo del precio de oferta y demoró un año en superarlo.

Lo más probable es que Snap venda una participación de entre 10% y 20%, señalan fuentes cercanas, lo que es común en esta clase de transacciones.

La reciente escasez de salidas a bolsa de empresas de tecnología probablemente beneficie a Snap. Si todo marcha según lo planeado, su debut bursátil se produciría después del año de menos salidas a bolsas de firmas del sector desde 2009. Los debuts bursátiles de 26 tecnológicas en Estados Unidos en 2016 recaudaron US$4,300 millones, un descenso frente a los US$9,900 millones levantados por 31 compañías del sector en 2015, según la proveedora de datos Dealogic.

Snap trata de recorrer un camino menos convencional hacia su salida a bolsa. Después del lanzamiento de Spectacles, unos lentes de sol con cámaras incorporadas, la empresa instaló tiendas temporales para venderlos y la gente hizo largas colas. Algunos locales estaban ubicados muy cerca de las tiendas de Apple.

No fue ninguna coincidencia. Casi con seguridad, los banqueros y ejecutivos presentarán a Spiegel como una nueva versión de Steve Jobs, el cofundador de Apple, quien fue una figura fundamental en la creación de seguidores de culto de la marca, indican fuentes cercanas.

Con esa idea en mente, el equipo encargado de la salida a bolsa de Snap planea resaltar indicadores que, en su opinión, demuestran la capacidad de Spiegel para diseñar productos revolucionarios capaces de captar una base leal de clientes.

Uno de esos índices es la tasa de usuarios activos, señalan fuentes cercanas. Más de 150 millones de personas entran a Snapchat al menos una vez al día, dijo la empresa en una de sus presentaciones recientes, lo que supera algunas estimaciones de los usuarios activos diarios de Twitter. Otra cifra subraya que los usuarios diarios promedian entre 25 y 30 minutos en Snap, dijo la empresa en estas presentaciones.

Aunque Facebook cuenta con muchos más usuarios activos diarios, una cifra que en septiembre llegó a 1.180 millones, Snap destacará ante los inversionistas que una proporción más alta de sus usuarios están en áreas lucrativas. Los usuarios de Facebook en EU, Canadá y Europa generan la mayor parte de los ingresos de la red social pero sólo representan un tercio del total. Un porcentaje mucho mayor de los usuarios de Snap, cerca de 73%, se concentra en esas regiones.

Los ingresos por usuarios de Snap, que llegan a menos de US$5, siguen muy por debajo de los de Facebook. La empresa, no obstante, sólo empezó a exhibir anuncios en 2014 y los ingresos han crecido en forma robusta desde entonces. Analistas e inversionistas calculan que Snap genere ingresos ligeramente superiores a US$350 millones en 2016 y US$1,000 millones en 2017. Facebook facturó US$3,700 millones y anotó una ganancia de US$1,000 millones en 2011, el año antes de su salida a bolsa en mayo de 2012.

También se espera que los banqueros a cargo de la salida a bolsa de Snap resalten las similitudes entre Spiegel y el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, que formaron sus compañías cuando todavía eran estudiantes de pregrado en las universidades de Stanford y Harvard, respectivamente.

Spiegel concibió la idea de Snap, conocida inicialmente como Snapchat, como una alternativa a Facebook, que dejaba publicaciones en la red social durante un largo que luego dificultaban que sus amigos encontraran empleo. En 2013, Spiegel rechazó una oferta de Facebook por US$3,000 millones en efectivo.



JMRS