Agropecuaria

FAO aboga por transformar los sistemas agrícolas y alimentarios

2017-05-30

Al intervenir ante la Comisión de Agricultura y Desarrollo Rural del Parlamento Europeo, instó a...

 

Bruselas, 30 may (PL) Para alcanzar el desarrollo sostenible debemos transformar los sistemas agrícolas y alimentarios, afirmó hoy aquí el director general de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), José Graziano da Silva.

Al intervenir ante la Comisión de Agricultura y Desarrollo Rural del Parlamento Europeo, instó a apoyar a los pequeños campesinos y a los agricultores familiares, reduciendo el uso de plaguicidas y productos químicos y mejorando las prácticas de conservación de la tierra, refiere un comunicado divulgado por la FAO.

'La intensificación masiva de la agricultura contribuye al aumento de la deforestación y la escasez de agua, del agotamiento del suelo y del nivel de emisiones de gases de efecto invernadero', señaló.

Graziano da Silva enfatizó que si bien los sistemas agrícolas que hacen un uso elevado de insumos y recursos han incrementado sustancialmente la producción alimentaria, ha sido a expensas de un elevado coste para el medio ambiente.

Hoy en día, es fundamental no sólo aumentar la producción, sino hacerlo de manera que no se perjudique al medio ambiente, dijo y agregó que alimentar a la población, agregó, debe ir acompañado de cuidar al planeta.

El especialista brasileño añadió que este principio está en línea con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y el Acuerdo de París sobre el Cambio Climático.

'Tenemos que pasar de producción intensiva en insumos a producción intensiva en conocimiento', aseveró.

En su intervención, el directivo se refirió a las conclusiones del informe de la FAO 'El futuro de la alimentación y la agricultura: Tendencias y desafíos'.

Entre las 15 tendencias que analiza el informe figuran las consecuencias del cambio climático, los conflictos y la migración, junto a los 10 desafíos previstos para lograr la seguridad alimentaria, mejorar la nutrición y promover la agricultura sostenible en todo el mundo.

Graziano da Silva se centró en cuatro cuestiones principales: cambio climático; propagación de plagas y enfermedades transfronterizas; pérdida y desperdicio de alimentos y la importancia de erradicar no sólo el hambre, sino todas las formas de malnutrición que existen en el mundo.

Subrayó que no hay sector más sensible al cambio climático que la agricultura -especialmente para los pequeños campesinos y agricultores familiares de los países en desarrollo- al tiempo que los sistemas agrícolas y alimentarios abarcan cerca del 30 por ciento de las emisiones totales de gases de efecto invernadero.

Hoy en día el mundo produce lo suficiente como para alimentar a la población mundial, pero cerca de un tercio de estos alimentos se pierde o desperdicia, al tiempo que también se derrochan recursos naturales como tierra y agua, acorde con información divulgadas por la FAO.



yoselin