Internet

Nuevo virus informático se propaga desde Ucrania y afecta a empresas en todo el mundo

2017-06-28

Más de 30 víctimas pagaron, pero expertos en seguridad están cuestionando ahora si el objetivo era...

Eric Auchard, Jack Stubbs y Alessandra Prentice

FRÁNCFORT/MOSCÚ/KIEV (Reuters) - Un ataque informático provocaba complicaciones en todo el mundo el miércoles, afectando a miles de computadores, interrumpiendo operaciones en puertos desde Mumbái a Los Angeles y paralizando la producción de una fábrica de chocolates en Australia.

El virus se habría manifestado primero el martes en Ucrania, donde infectó de forma silenciosa los computadores de usuarios que descargaron un popular paquete de contabilidad de impuestos o visitaron un sitio web local de noticias, según la policía nacional y expertos informáticos internacionales.

El programa maligno bloqueó máquinas y exigió a las víctimas que pagaran un rescate por 300 dólares en bitcoins o perdieran completamente sus datos, algo similar a la táctica de extorsión que uso en mayo el ataque global de "ransomware" WannaCry.

Más de 30 víctimas pagaron, pero expertos en seguridad están cuestionando ahora si el objetivo era la extorsión, dada la suma relativamente pequeña exigida, o si los piratas informáticos fueron impulsados por motivos más destructivos en vez de una ganancia financiera.

Ucrania, el epicentro del ataque, ha acusado en reiteradas oportunidades a Rusia de orquestar acciones contra sus sistemas computacionales e infraestructura energética desde que su poderoso vecino se anexó la península de Crimea en 2014.

El Kremlin, que ha negado reiteradamente las acusaciones, dijo el miércoles que no tenía información sobre el origen del ataque cibernético global, que también afectó a empresas rusas como el gigante petrolero Rosneft y a una siderúrgica.

"Nadie puede combatir efectivamente amenazas informáticas por sí solo y, desafortunadamente, acusaciones generales infundadas no resolverán este problema", dijo el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov.

ESET, una empresa antivirus con sede en Bratislava, dijo que un 80 por ciento de todas las infecciones con el nuevo ataque detectadas entre su base global de clientes estaba en Ucrania y que el segundo país más afectado era Italia, con cerca de un 10 por ciento.

Si bien el virus parecía ser una variante de campañas anteriores, derivadas de un código conocido como "Eternal Blue" que se cree que fue desarrollado por la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos, expertos dijeron que no fue tan virulento como el ataque de WannaCry en mayo.

Investigadores dijeron que el virus del martes podía pasar de computador a computador dentro de una organización, pero que, a diferencia de WannaCry, no podía buscar al azar en Internet a sus próximas víctimas, lo que limita el alcance del contagio.

El gigante de transporte marítimo A.P. Moller-Maersk, que maneja uno de cada siete contenedores enviados en todo el mundo y que tiene una unidad de logística en Ucrania, dijo que estaba haciendo esfuerzos para procesar nuevos pedidos, por la congestión en sus terminales en 76 puertos.

La empresa estadounidense de correo FedEx Corp dijo que su división TNT Express fue afectada significativamente por el virus, que además atacó en Sudamérica operaciones portuarias argentinas operadas por la China Cofco.

Real Estate de BNP Paribas, que entrega servicios de administración e inversión en propiedades, confirmó que fue víctima del ataque.



arturo