Nacional - Economía

México, país con menos empleo y calidad de ingresos de trabajadores en la OCDE

2017-06-30

l débil desempeño en el empleo refleja la disminución en la participación laboral de los jóvenes y...

Susana González G., La Jornada

La Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) previó que el empleo en México seguirá débil hasta finales de 2018, al grado que menos de 60 por ciento de la población de más de 15 años contará con un trabajo, cifra debajo de la tasa promedio de 61.5 por ciento que pronosticó para sus 35 países asociados para la misma fecha. Además, sostuvo que el mercado laboral mexicano presenta una baja puntuación en comparación con las otras naciones del organismo en términos de la calidad de ingresos de los trabajadores.

"El débil desempeño en el empleo refleja la disminución en la participación laboral de los jóvenes y trabajadores de más edad. Las proyecciones de la OCDE indican que el empleo y la participación laboral en México seguirán siendo débiles hasta finales de 2018", advirtió la OCDE al dar a conocer este jueves sus perspectivas de empleo 2017.

Indicó que la prioridad de México es promover el crecimiento, al tiempo de fortalecer su inclusión, porque "el crecimiento no ha sido lo suficientemente inclusivo como para lograr mejores condiciones de vida de los mexicanos".

Incluso recomendó que se debe introducir "un sistema de seguro de desempleo" para evitar que quienes pierden su empleo en el sector formal caigan en la informalidad, como ocurrió cuando estalló la crisis financiera mundial en 2008- 2009, cuando el trabajo informal creció "reflejando su papel como red de seguridad social".

Crece sector informal

Sobre la calidad del trabajo, el documento señala que México presenta "una calificación muy baja en comparación con otras economías de la OCDE", de acuerdo con una evaluación hecha a partir de la calidad de los ingresos de los trabajadores, la seguridad en el empleo, el entorno de trabajo o la llamada tensión laboral, referida al porcentaje de personas en trabajos con demandas laborales altas pero pocos recursos. También se analiza la inclusión en el mercado laboral con la igualdad de ingresos, brecha de género y de integración laboral para los grupos desfavorecidos.

"La escasa inclusión en el mercado de trabajo está relacionada en gran medida con la omnipresente informalidad laboral" en la que se desempeñan seis de cada 10 trabajadores mexicanos y que carecen de seguridad social, recordó.

Si bien tanto a nivel general como en el caso de México el organismo aseguró que la tasa promedio de empleo entre los países de la OCDE regresó finalmente al nivel que tenía antes de la crisis financiera mundial de 2008-2009, es decir casi 10 años después, alertó que se han "estancado" los salarios de las personas con ingresos bajos y medios, además de que la proporción de empleos semicalificados ha disminuido, lo que contribuye a aumentar la desigualdad.

La OCDE pronosticó que será hasta finales de 2018 o principios de 2019 cuando la tasa de desempleo general volverá al nivel que tenía antes de la crisis financiera, porque aunque sigue bajando lentamente todavía se ubica por arriba, además de que la recuperación es desigual entre los países y los diferentes sectores productivos.



arturo