Internacional - Seguridad y Justicia

¿Cómo podría Pionyang dejar sin luz a todo Estados Unidos?

2017-09-04

"Nos encontraríamos en un mundo sin suministro de alimentos, sin purificación de...


(RT).- La última prueba nuclear de Pionyang, llevada a cabo con éxito el pasado 3 de septiembre, ha vuelto a reavivar la preocupación ante un hipotético ataque de pulso electromagnético (EMP) que Corea del Norte podría lanzar contra EU, neutralizando de esa forma las redes eléctricas norteamericanas, informa Daily Mail.

El medio destaca que tras la reciente prueba de una bomba de hidrógeno, Corea del Norte ha mencionado por primera vez la posibilidad de un ataque EMP contra EU y de que "el pulso provocado por una explosión a gran altitud siembre el caos y la destrucción" a una escala "mucho peor" que el mismo ataque nuclear. Según Pionyang, se trata de "un arma multifuncional termonuclear con potencia destructiva que puede ser detonada incluso a grandes alturas en un ataque superpotente de EMP".

La explosión de una bomba termonuclear en el espacio aéreo de EU desataría una ola de pulso electromagnético que, a su vez, generaría una sobrecarga de energía y un apagón de las redes eléctricas en la parte continental del país.

¿La amenaza más peligrosa para Estados Unidos?

El exjefe de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), James Woolsey, advierte que ese tipo de ataque dejaría sin electricidad a hospitales, organizaciones gubernamentales y civiles, así como a todo tipo de infraestructura del país. "Creo que es la principal y la más importante y peligrosa amenaza para EU", declaró el funcionario el pasado mes de marzo a San Diego Union-Tribune.

"Nos encontraríamos en un mundo sin suministro de alimentos, sin purificación de agua, sin sistema bancario, sin telecomunicaciones y sin medicina. Todo esto depende de la electricidad de un modo u otro", recordó Woolsey.

A cuanta más altura sea detonada la bomba, más amplio sería el efecto del EMP. Por ejemplo, una bomba detonada a una altura de 30,5 kilómetros sobre el centro de EU afectaría a los Estados de Kansas, Nebraska y a casi toda Dakota del Sur. Teóricamente, la explosiób a una altura de 400 kilómetros sería suficiente para aniquilar casi toda los sistemas electrónicos de EU y afectar incluso a algunos territorios de Canadá y México.

Esta altitud equivale, aproximadamente, a la de la órbita de la Estación Espacial Internacional (EEI) y a la de otros satélites terrestres. Pionyang ya demostró que puede alcanzar estas alturas con sus lanzamientos de satélites en 2012 y 2016 y varios expertos consideran que estos ensayos probaron la trayectoria de un eventual ataque de EMP.

FTRTMX



regina