Migración

El muro de Trump es sólo una maqueta

2017-12-26

A lo largo de toda su campaña electoral, una de las promesas que el magnate neoyorquino...

 

(ANSA) - NUEVA YORK, 26 DIC - A un año del arribo de Donald Trump a la Casa Blanca, muchos se preguntan por qué la prometida barrera fronteriza con México se limita a apenas ocho prototipos de unos nueve metros de altura situados en el desierto, en las afueras de San Diego (California).

A lo largo de toda su campaña electoral, una de las promesas que el magnate neoyorquino repitió una y otra vez fue la construcción de una valla fronteriza con México, como una manera de detener el ingreso de ilegales que, según Trump, provocan hechos delictivos, promueven el narcotráfico y les sacan los empleos a los estadounidenses.

Pero a casi un año de su llegada a la presidencia, Trump no ha logrado todavía materializar el muro. Actualmente hay apenas ocho prototipos de no más de nueve metros de largo cada uno ubicados en un desierto de las afueras de San Diego.
    
La razón por la cual no se avanzó más es sencilla: el Congreso no ha asignado fondos al proyecto más allá de la etapa de prueba.
    
Al mismo tiempo, no hay un diseño definitivo y, a pesar de que Trump afirmaba que México pagaría el muro, el país no ha aportado ni un peso, y al parecer tampoco está dispuesto a hacerlo.
    
La posibilidad de concretar el muro tiene ahora un signo de interrogación, teniendo en cuenta que el paquete de gastos que el Congreso planea debatir en enero demostrará si la promesa de Trump podrá cumplirse alguna vez.
    
"Instamos al Congreso a financiar el muro fronterizo, algo a lo cual nos estamos acercando mucho", dijo el mandatario estadounidense el 20 de diciembre pasado durante una reunión de gabinete en la Casa Blanca. "Contamos con algunos prototipos excelentes. Podría visitarlos dentro de muy poco tiempo para ver cómo han quedado", continuó el mandatario.
    
Para Barbara Perry, historiadora de las presidencias de la Universidad de Virginia, es normal que la ciudadanía comience a preguntarse por aquellas cosas prometidas que aún no se concretaron.
    
"No me sorprende que a un año de iniciada su gestión nos preguntemos por qué no se ha construido el muro", dijo Perry.
    
"Era una de esas cosas tan indignantes que nunca se iba a concretar", disparó.
    
Hace un par de semanas Trump amenazó con tener el muro de una u otra manera. "Vamos a tener el muro", aseguró. "Si no lo tenemos habrá mucha gente descontenta, empezando por mí", aseveró.



yoselin