Internacional - Política

Puigdemont: Una jura plasmada por "imperativo legal"

2018-01-16

El premier, Mariano Rajoy, avanzó hoy que si se permite a Puigdemont delegar el voto en la...

 

(ANSA) - MADRID, 16 ENE - La nueva legislatura del parlamento catalán arranca mañana en una sesión que será excepcional, pues tres diputados están presos y otros cinco huidos en Bruselas, entre ellos el presidente cesado, Carles Puigdemont, que juró la Constitución "por imperativo legal".
    
Mientras se especula sobre si Puigdemont intentará ser investido presidente de forma telemática desde Bélgica o bien delegando el voto a algún diputado presente, realizó los trámites para obtener el acta de diputado, según se supo hoy. El presidente cesado por Madrid tras declarar la independencia de Cataluña prometió por escrito la Constitución española "por imperativo legal", añadió, y también escribió lo siguiente: "Prometo actuar con plena fidelidad a la voluntad del pueblo de Cataluña".
    
Puigdemont se refiere así al hecho de que las elecciones del 21 de diciembre revalidaron la mayoría absoluta de los partidos que piden la independencia de Cataluña.
    
El premier, Mariano Rajoy, avanzó hoy que si se permite a Puigdemont delegar el voto en la sesión constitutiva de mañana, recurrirá la decisión ante el Tribunal Constitucional. Rajoy fue el que convocó la sesión constitutiva de las cortes catalanas para mañana, cuando tomará posesión un presidente independentista de la Cámara.
    
Salvo sorpresas, mañana estarán presentes 127 de los 135 diputados, pues cinco están fugados en Bruselas y otros tres están encarcelados por un delito de rebelión por haber declarado la independencia de Cataluña. El juez no permitió a los encarcelados, entre ellos el ex vicepresidente Oriol Junqueras, acudir al pleno, aunque sí delegar su voto. Antes del 31 de enero deberá convocarse el pleno de investidura del nuevo presidente catalán.
    
Rajoy advirtió que si Puigdemont intenta ser investido de forma telemática o mediante delegación de voto lo recurrirá ante el Tribunal Constitucional, lo que frenaría la investidura.
    
Si dos meses después no se ha logrado elegir al nuevo gobierno, se deberán repetir las elecciones en mayo.
    
Ciudadanos, partido contrario a la independencia, ganó las elecciones pero las fuerzas independentistas -la más votada fue la encabezada por Puigdemont- suman mayoría absoluta. Restando los diputados que están en Bruselas y los encarcelados, los independentistas suman más que los contrarios a la secesión. 



yoselin