Internacional - Política

La Justicia confirma la exclusión de Jean-Marie Le Pen del FN

2018-02-09

Aunque a través de su consejero Lorrain de Saint Affrique el patriarca de los Le Pen dijo...


París, 9 feb (EFE).- El Tribunal de Apelación de Versalles, a las afueras de París, confirmó hoy la exclusión del partido Frente Nacional (FN) de su cofundador, Jean-Marie Le Pen, ordenada por su hija y sucesora, Marine Le Pen, aunque le mantiene el estatus de presidente de honor de la formación de ultraderecha.

De esa forma, el antiguo líder del partido, que en junio próximo cumple 90 años, puede participar en las instancias dirigentes del partido que legó a su hija en 2011.

Se trata de una pequeña victoria judicial en el duelo que enfrenta a padre e hija desde 2015, cuando en pleno proceso de suavización del discurso del FN la presidenta de partido excluyó a su padre, por haber minimizado el uso de cámaras de gas en los campos de exterminio nazis.

El padre, que había cofundado el partido en 1972 y lo había presidido hasta dar el relevo a su hija, llevó ante los tribunales esa decisión y dio comienzo así a un culebrón judicial en el que hasta en dos ocasiones consiguió la anulación de la exclusión del histórico líder.

En noviembre de 2016, el Tribunal de Gran Instancia de Nanterre, a las afueras de París, validó su exclusión del partido, pero instó a la formación de ultraderecha a mantenerle como presidente de honor, dictamen confirmado ahora en apelación.

Aunque a través de su consejero Lorrain de Saint Affrique el patriarca de los Le Pen dijo estar "satisfecho" con la decisión del Tribunal, su victoria puede ser de corta duración, puesto que Marine Le Pen tiene previsto suprimir la figura de presidente de honor en el congreso de refundación del FN de marzo próximo.

Saint Affrique dijo a la televisión BFMTV que el cofundador del partido luchará en ese congreso para ser restituido "de forma serena" en el partido y que la actual presidenta "últimamente no logra los objetivos que se propone".

Jean-Marie Le Pen, que conserva también el cargo de eurodiputado, no ha dejado de criticar a su hija desde su expulsión del partido y, tras el batacazo en la segunda vuelta de las presidenciales de mayo pasado, afirmó que debería abandonar el puesto.

Desde la presidencia de honor, el patriarca puede dar la batalla en el congreso oponiéndose a la refundación que propone su hija, debilitada tras la segunda vuelta de las presidenciales.

Precisamente a ese encuentro, que se celebrará el 10 y el 11 de marzo en Lille (norte de Francia), Jean-Marie Le Pen ha asegurado que acudirá blandiendo su estatus simbólico de presidente de honor.

En declaraciones al canal BFMTV, el secretario general del partido de ultraderecha, Steeve Briois, vetó la asistencia del cofundador de la formación -recordó que ni siquiera es afiliado del partido- y aclaró que la figura de la presidencia de honor probablemente se suprimirá en el congreso del próximo mes. 
 



yoselin