Reportajes

Moon pide a Japón que reflexione sobre crímenes de las "esclavas sexuales"

2018-03-01

"Los crímenes de guerra contra la humanidad no pueden ser encubiertos diciendo que...


Seúl, 1 mar (EFE).- El presidente surcoreano, Moon Jae-in, instó hoy a Japón a reflexionar sobre los crímenes que cometió durante su dominio colonial en la primera mitad del siglo pasado, y reiteró que el pacto de 2015 sobre las "esclavas sexuales" no zanja el problema.

"Los crímenes de guerra contra la humanidad no pueden ser encubiertos diciendo que están resueltos", dijo hoy Moon en un discurso con motivo del Día del Movimiento de la Independencia, que conmemora la fecha en que miles de surcoreanos se lanzaron a las calles en 1919 para protestar por la ocupación japonesa (1910-45).

Moon insistió en que "una verdadera resolución sólo llega cuando se recuerda la historia y se aprende de ella, especialmente cuando es de un pasado desafortunado".

Se calcula que unas 200,000 niñas y adolescentes -la mayoría coreanas- fueron usadas como esclavas sexuales por las tropas japonesas, principalmente en China y la península coreana, desde los años 30 del siglo pasado hasta el final de final de la II Guerra Mundial, en 1945.

Tokio y Seúl, bajo la presidencia de Park Geun-hye, firmaron en 2015 un pacto por el que ambos países se comprometían a zanjar de forma "final e irreversible" el tema de las "esclavas sexuales", con la condición de que Tokio pidiera disculpas por los abusos y abonara 1,000 millones de yenes (7,4 millones de euros) a una fundación de apoyo a las víctimas.

El Gobierno japonés ha hecho repetidos llamamientos a Corea del Sur para que cumpla el acuerdo, pero la Administración Moon considera que éste no resuelve el conflicto, porque excluyó a las víctimas y la sociedad de su negociación.

En una ceremonia celebrada en la prisión Seodaemun, que fue usada durante el gobierno colonial nipón para encerrar y perseguir a unos 100,000 surcoreanos opositores, el presidente surcoreano aseguró hoy que no busca "un trato especial" por parte del país vecino.

"Japón debería ser capaz de enfrentarse a la verdad histórica y la justicia con la conciencia universal de la humanidad. Simplemente quiero que Japón avance hacia el futuro con nosotros basándose en una reflexión y disculpa sinceras", apuntó Moon en declaraciones recogidas por la agencia surcoreana Yonhap.

El Gobierno de Japón calificó las palabras del presidente surcoreano como "inaceptables y extremadamente lamentables" y elevó una protesta por vía diplomática a Seúl, según explicó el ministro portavoz del Ejecutivo, Yoshihide Suga. 



yoselin