Internacional - Seguridad y Justicia

Trump y May ven "irresponsables" las palabras de Putin sobre las armas rusas

2018-03-05

La llamada entre Trump y May se produjo horas antes de que entrara en Guta Oriental, el principal...

 

Washington, 5 mar (EFE).- El presidente estadounidense, Donald Trump, y la primera ministra británica, Theresa May, consideran "irresponsables" las palabras del presidente ruso, Vladímir Putin, de que su país cuenta con un superarmamento nuclear que nadie más tiene en el mundo, aseguró hoy la Casa Blanca.

Trump y May hablaron este domingo por teléfono y, según un comunicado difundido hoy por la Casa Blanca, parte de su conversación se centró en Rusia.

"Los líderes se mostraron de acuerdo en que las recientes declaraciones del presidente ruso Vladímir Putin sobre el desarrollo de sus armas nucleares fueron irresponsables", indicó la nota.

Este jueves, Putin avisó a Estados Unidos de una nueva guerra de las galaxias, al presentar un armamento nuclear "sin parangón" que puede alcanzar cualquier punto del globo.

La reacción de la Casa Blanca consistió en acusar a Rusia de violar sus obligaciones bajo los tratados de no proliferación nuclear, mientras que el Pentágono aseguró estar "completamente preparado" para responder a la amenaza rusa.

En su conversación, Trump y May también coincidieron en que "el régimen sirio y sus patrocinadores rusos e iraníes deben implementar inmediata y completamente la resolución 2401 del Consejo de Seguridad de la ONU, que llama a un alto el fuego inmediato en toda Siria".

"Estados Unidos y el Reino Unido se fijarán en si Rusia fuerza al régimen de (Bachar al) Asad a detener los ataques contra las áreas civiles y abrir acceso para la ayuda humanitaria en Guta Oriental",remarcó la Casa Blanca.

La llamada entre Trump y May se produjo horas antes de que entrara en Guta Oriental, el principal feudo opositor de las afueras de Damasco, el primer convoy humanitario desde febrero que las fuerzas gubernamentales sirias iniciaran una ofensiva en febrero.

Trump y May también hablaron del trabajo de la primera ministra británica "en las negociaciones del Brexit" para la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) y de las medidas del líder estadounidense para asegurar un "comercio justo y recíproco", según la Casa Blanca.

El Gobierno británico ya había informado este domingo sobre la llamada, y según su versión, May expuso a Donald Trump su "profunda preocupación" por la intención del presidente de Estados Unidos de imponer aranceles a las importaciones de acero y aluminio en su país.

"La primera ministra mencionó nuestra profunda preocupación por el próximo anuncio del presidente de (imponer) tarifas al acero y el aluminio, y mencionó que una acción multilateral es la única forma de resolver el problema del exceso de capacidad", señaló una portavoz de Downing Street. 



yoselin