Reportajes

Lo que debes saber para sobrevivir en la oficina… y en la vida

2018-11-12

Quiero invitar a salir a una mujer de la compañía en la que trabajo. Ella tiene una...

Por CHOIRE SICHA, The New York Times

En esta columna respondemos preguntas sobre la oficina, el dinero, las carreras profesionales y el equilibrio entre la vida personal y los trabajos. Es posible que las cartas de nuestros lectores hayan sido editadas.

Un hombre pregunta algo obvio

Quiero invitar a salir a una mujer de la compañía en la que trabajo. Ella tiene una jerarquía inferior, pero no me reporta directamente. ¿Existe alguna manera en que un hombre invite a salir a una mujer más joven que trabaja con él sin parecer indecente?

Anónimo.

¿Dónde estuviste todo este tiempo? La única circunstancia en la que puedes invitar a salir a esa mujer es si literalmente te manda una invitación en tinta y papel para hacerlo, quiero decir, en caligrafía y tal vez un sello con lacre, lo que sería increíble (quizá eso también sea una prueba de que es una vampiresa). Sin embargo, ¡claro que puedes invitarla a salir si no te importa (1) su confianza sobre trabajar con hombres en cualquier puesto para siempre o (2) tu carrera profesional! Entonces, disfrútalo mucho y arrastra contigo tantas vidas como puedas en tu camino hacia el bote de la basura.

Giro al socialismo

Trabajo para una compañía relativamente nueva que sigue “pivotando” —así se le dice a la práctica de algunas empresas de Silicon Valley de iniciar un proyecto y, cuando determinan que no está funcionando, aprovechar la tecnología desarrollada para comenzar otro proyecto— y recientemente despidieron a varias personas. Ahora mis compañeros de trabajo se quieren sindicalizar, y no sé qué hacer. Me importa la empresa y quiero que sobreviva. Sé que “son negocios, no es personal”, pero siento que involucrarme en el sindicato es un engaño y me preocupa que afecte a la compañía a largo plazo. Mis compañeros tienen buenos motivos para desear sindicalizarse y me siento mal por no apoyar sus esfuerzos, pero al mismo tiempo, ¿cuál es el punto de negociar mejores horarios, paga y beneficios si afecta las ganancias de la empresa al punto de que haya más despidos?

Anónimo.

Es probable que puedas posponer tus sentimientos sobre esto durante un año. Sin embargo, si la oficina llega a ese punto, honestamente creo que sin importar cuáles son las “exigencias” que comiencen a hacer tus compañeros, no será eso lo que perjudique a la compañía (¿Un aumento general del dos por ciento? ¡Uy, qué miedo!). Las empresas se destruyen porque son administradas con codicia, sus ideas sobre negocios son malas, su plan de pensiones fue administrado por idiotas o ignoraron a algún competidor que comenzaba a ocupar su lugar. No tiene que ver con mejores prestaciones dentales. Habla con algunas personas que trabajen en compañías con sindicatos. Yo trabajo en la gerencia de un negocio sindicalizado y me encanta poder contar con una organización que proteja los derechos de mis colegas. ¿Cuánto le pagan al director ejecutivo? Si la compañía está en momentos difíciles y es más del triple, tal vez te unirás a la resistencia. Ten por seguro que la compañía tendrá mucho menos personal antes de que el sindicato obtenga su certificación. Y esa reducción de personal podría incluirte.

El sacrificado de la oficina
El director de operaciones de mi compañía es un ñoño hambriento de poder. Es terrible. Nadie en la empresa lo respeta, pero él es muy organizado y maneja toda la logística de la que nadie más se quiere encargar, así que la gente lo mantiene cerca. No es mi supervisor, pero como organiza todas las reuniones significativas, puede decidir a quien se incluye en las conversaciones más importantes de la compañía. A menudo me deja fuera de las reuniones y de las cadenas de correos electrónicos cruciales. Por alguna razón realmente me odia, a pesar de que soy mucho más amable con él que con la mayoría de los demás empleados. ¿Qué hago? No me agrada el sujeto, y realmente no me importa lo que piensa de mí, pero siento que mi carrera se ve afectada porque nunca sé qué ocurre.

J. B., Los Ángeles

Si alguna vez has visto una película de terror, sabes que el psicópata estelar suele ganar porque está sujeto a las reglas de los psicópatas y las víctimas siguen las reglas de las personas normales. Así que el Michael Myers de tu oficina toca a la puerta de tu casa y tú lo invitas a pasar para tomar té. ¡Por eso es que todos los días te pisotea por completo! Y a pesar de ello todavía piensas que él es como tú. Él es el Robot Asesino 6000. Es un matón malprogramado que tiene la misión de acabar contigo. Hablemos de tus opciones. ¿Eres “más amable con él” que con los demás? Te comportas como si la oficina fuera una guardería y es momento de compartir los bloques, pero este sujeto corre por todos lados con una motosierra. Infórmale con firmeza, una vez, lo que necesitas. La segunda vez, manda un correo electrónico a toda la compañía que diga: “Este monstruo continúa ‘olvidando’ avisarme de estas reuniones, ¿pueden ayudarme a recordarle?”. La tercera vez, ve a su oficina y comienza a gritar. Es momento de portarse mal. Como eres más amable (con lo que quiero decir que eres una víctima profesional y probablemente necesites otro tipo de ayuda) tendrás que sobrecargar tus circuitos para actuar como una mala persona. Apúrate.

La ventaja de organizar

¿Quiénes son las personas que organizan la hora feliz después del trabajo? Nunca he sido una de esas personas y nunca sé qué opinar sobre ellas. A veces envidio su entusiasmo, otras veces pienso que son un poco patéticas. Sé que es una opinión cínica de mi parte y es por eso que trato de entenderlo mejor. ¿Qué obliga a alguien a convertirse en el coordinador social de la oficina?

Ben, Nueva York.

¡Resulta que yo tengo una de esas! Le pregunté a Anya Strzemien que me explicara por qué me hace dejar la oficina para socializar cada mes. Ella me dijo: “Cualquiera que trabaja en una oficina sabe que son los lugares más incómodos de la Tierra y que todas las habilidades sociales previamente adquiridas se evaporan al llegar ahí. La mayoría de las cosas positivas han llegado a mi carrera a través de las relaciones y las relaciones no crecen de manera tan natural bajo las luces fluorescentes. Eso es ciencia. Por ello debes salir de la oficina para ver a tus colegas bajo una luz diferente —de manera literal y figurada— y tal vez para hablar sobre algo que no sea trabajo. (Mis colegas también parecen amar los juegos con pelotas —boliche, ping-pong, skee-ball, etcétera— lo cual es adorable y algo patético también). Es una inversión que yo pienso que paga dividendos en la oficina. Al poner esas horas felices en mi ‘tarjeta de crédito personal’ ahora tengo todo tipo de puntos, así que no puedo pretender que es algo completamente desinteresado”.

No pierdas el tiempo

Mi esposa y yo hemos estado pagando nuestros prestamos estudiantiles durante años, pero todavía debemos alrededor de 75,000 dólares. Ella tiene 35 años y realmente quiere iniciar una familia, pero yo pienso que deberíamos esperar unos años más, hasta que hayamos pagado más. Discutimos frecuentemente sobre ello.

Anónimo.

Realmente no quieres hijos, estás haciéndole perder el tiempo y ella te odiará para siempre.



regina