Testimonios

La serpiente que fue símbolo de Dios

2017-10-20

El hecho de que la Serpiente de Bronce del cayado de Moisés es una prefigura de Cristo en la...

Por José Antonio Domínguez

El hecho de que la Serpiente de Bronce del cayado de Moisés es una prefigura de Cristo en la Cruz es indiscutible, una vez que él nos es testimoniado por el propio Mesías en su conversación nocturna con Nicodemo: "Como Moisés levantó la serpiente en el desierto, así debe ser levantado el Hijo del hombre, para que todo hombre que en Él crea tenga la vida eterna" (Jo 3, 14-15).

Sobre esta prefigura nos explica el Conde Joseph-Marie de Maistre:

"Jesucristo mismo nos explicó esta figura. Él nos enseñó que ella significaba su futura elevación en la cruz: Todos aquellos que están heridos de muerte por el pecado que entró al mundo como una serpiente, sea por el pecado original, sea por el pecado actual, serán curados y regenerados para la vida por la fe en el Hijo de Dios elevado en la Cruz.

"La Serpiente de bronce se parecía con las serpientes malas, con excepción del veneno que ella no tenía. Jesucristo tomó el exterior de una carne semejante a aquella que es criminosa, pero sin tomar el veneno. Él tenía una carne semejante a la carne del pecado, pero él era sin pecado. (Heb 4, 14) y Él era Víctima por el pecado."

De este modo vemos cómo la serpiente ardiente es prefigura de Nuestro Señor Jesucristo, pero es de notarse que no es una simple serpiente que es la prefigura del Mesías, pues la serpiente de sí es figura del pecado, del mal. Él quiso que una serpiente puesta en la cima de un cayado fuese su prefigura; en esto vemos una alusión clarísima de Cristo crucificado, que desde lo alto de su Cruz obró la salvación del mundo, rescatando del estado de maldición a todos aquellos que, heridos por el pecado, mirasen para él, con confianza, teniendo la certeza de su remisión.



yoselin
Utilidades Para Usted de El Periódico de México