«¿Qué quieres que te haga?»

🕔00:01, 2018-11-19

En aquel tiempo, sucedió que, al acercarse Jesús a Jericó, estaba un ciego sentado junto al camino pidiendo limosna; al oír que pasaba gente, preguntó qué era aquello. Le informaron que pasaba Jesús el Nazareno y empezó a gritar, diciendo: «¡Jesús, Hijo de David, ten compasión de mí!».

Ver Nota Completa

«El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán»

🕔00:01, 2018-11-18

«En aquellos días, después de la tribulación aquella, el sol se oscurecerá, y la luna no dará su resplandor, y los astros estarán cayendo del cielo, y las fuerzas que hay en los cielos serán sacudidas. Entonces, verán al Hijo del hombre viniendo en las nubes con gran poder y gloria».

Ver Nota Completa

«¡Hazme justicia contra mi adversario!'»

🕔00:00, 2018-11-17

En aquel tiempo, Jesús les propuso una parábola para inculcarles que es preciso orar siempre sin desfallecer. «Había un juez en una ciudad, que ni temía a Dios ni respetaba a los hombres. Había en aquella ciudad una viuda que, acudiendo a él, le dijo: ¡Hazme justicia contra mi adversario!'.

Ver Nota Completa

«Donde esté el cuerpo, allí también se reunirán los buitres»

🕔00:14, 2018-11-16

«Como sucedió en los días de Noé, así será también en los días del Hijo del hombre. Comían, bebían, tomaban mujer o marido, hasta el día en que entró Noé en el arca; vino el diluvio y los hizo perecer a todos. Lo mismo, como sucedió en los días de Lot: comían, bebían, compraban, vendían, plantaban».

Ver Nota Completa

«El Reino de Dios viene sin dejarse sentir»

🕔00:04, 2018-11-15

«Días vendrán en que desearéis ver uno solo de los días del Hijo del hombre, y no lo veréis. Y os dirán: Vedlo aquí, vedlo allá'. No vayáis, ni corráis detrás. Porque, como relámpago fulgurante que brilla de un extremo a otro del cielo, así será el Hijo del hombre en su día».

Ver Nota Completa

«¡Jesús, Maestro, ten compasión de nosotros!»

🕔02:28, 2018-11-14

Un día Jesús pasaba por los confines entre Samaría y Galilea, y, al entrar en un pueblo, salieron a su encuentro diez hombres leprosos, que se pararon a distancia y, levantando la voz, dijeron: «¡Jesús, Maestro, ten compasión de nosotros!». Al verlos, les dijo: «Id y presentaos a los sacerdotes».

Ver Nota Completa

«Somos siervos inútiles; hemos hecho lo que debíamos hacer'»

🕔11:41, 2018-11-13

El Señor dijo: «¿Quién de vosotros tiene un siervo arando o pastoreando y, cuando regresa del campo, le dice: Pasa al momento y ponte a la mesa?'. ¿No le dirá más bien: Prepárame algo para cenar, y cíñete para servirme hasta que haya comido y bebido, y después comerás y beberás tú?'».

Ver Nota Completa

«Auméntanos la fe»

🕔01:26, 2018-11-12

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Es imposible que no vengan escándalos; pero, ¡ay de aquel por quien vienen! Más le vale que le pongan al cuello una piedra de molino y sea arrojado al mar, que escandalizar a uno de estos pequeños. Cuidaos de vosotros mismos».

Ver Nota Completa

«Guardaos de los escribas, que gustan pasear con amplio ropaje»

🕔11:31, 2018-11-11

«Guardaos de los escribas, que gustan pasear con amplio ropaje, ser saludados en las plazas, ocupar los primeros asientos en las sinagogas y los primeros puestos en los banquetes; y que devoran la hacienda de las viudas so capa de largas oraciones».

Ver Nota Completa

«No podéis servir a Dios y al dinero»

🕔02:30, 2018-11-10

En aquel tiempo, Jesús decía a sus discípulos: «Yo os digo: Haceos amigos con el dinero injusto, para que, cuando llegue a faltar, os reciban en las eternas moradas. El que es fiel en lo mínimo, lo es también en lo mucho; y el que es injusto en lo mínimo, también lo es en lo mucho».

Ver Nota Completa

«No hagáis de la Casa de mi Padre una casa de mercado»

🕔12:32, 2018-11-09

Jesús subió a Jerusalén. Y encontró en el Templo a los vendedores de bueyes, ovejas y palomas, y a los cambistas en sus puestos. Haciendo un látigo con cuerdas, echó a todos fuera del Templo, con las ovejas y los bueyes; desparramó el dinero de los cambistas y les volcó las mesas.

Ver Nota Completa

«Habrá más alegría en el cielo por un solo pecador que se convierta»

🕔11:33, 2018-11-08

«¿Quién de vosotros que tiene cien ovejas, si pierde una de ellas, no deja las noventa y nueve en el desierto, y va a buscar la que se perdió hasta que la encuentra? Y cuando la encuentra, la pone contento sobre sus hombros; y llegando a casa, convoca a los amigos y vecinos...'»

Ver Nota Completa

«Quien no lleve su cruz detrás de mí no puede ser discípulo mío»

🕔11:27, 2018-11-07

Mucha gente acompañaba a Jesús; él se volvió y les dijo: «Si alguno se viene conmigo y no pospone a su padre y a su madre, y a su mujer y a sus hijos, y a sus hermanos y a sus hermanas, e incluso a sí mismo, no puede ser discípulo mío. Quien no lleve su cruz detrás de mí no puede ser discípulo mío»

Ver Nota Completa

«¡Dichoso el que pueda comer en el Reino de Dios!»

🕔02:04, 2018-11-06

En aquel tiempo, dijo a Jesús uno de los que comían a la mesa: «¡Dichoso el que pueda comer en el Reino de Dios!». Él le respondió: «Un hombre dio una gran cena y convidó a muchos; a la hora de la cena envió a su siervo a decir a los invitados: Venid, que ya está todo preparado'».

Ver Nota Completa

«Si prestáis a aquellos de quienes esperáis recibir, ¿qué mérito tenéis?»

🕔02:22, 2018-11-05

En aquel tiempo, Jesús dijo también a aquel hombre principal de los fariseos que le había invitado: «Cuando des una comida o una cena, no llames a tus amigos, ni a tus hermanos, ni a tus parientes, ni a tus vecinos ricos; no sea que ellos te inviten a su vez, y tengas ya tu recompensa.

Ver Nota Completa

Síganos en Redes Sociales