Internacional - Política

Rohani recalca que Irán "no puede creer" en un proceso de conversaciones de EU mientras no retire las sanciones

2019-09-25

"Vengo de un país que ha resistido al más implacable terrorismo...

 

MADRID, 25 (EUROPA PRESS) El presidente de Irán, Hasán Rohani, ha recalcado este miércoles que Irán "no puede creer en la invitación a conversar" por parte de Estados Unidos y ha reclamado el fin de las sanciones impuestas por Washington como única vía para iniciar unas negociaciones.

En su discurso ante la 74ª Asamblea General de Naciones Unidas, el mandatario ha afirmado que "la respuesta de Irán a cualquier negociación bajo sanciones es negativa". "Si quieren una respuesta positiva (...) el único camino es volver a los compromisos y cumplirlos", ha agregado.

"Pongan fin a las sanciones para abrir la vía para abrir las negociaciones", ha reclamado Rohani. "Lo voy a dejar absolutamente claro: si están satisfechos con los mínimos, nos convenceremos con los mínimos, para ustedes y para nosotros. Si quieren más, deben también pagar más", ha argumentado.

"Si mantienen su palabra sobre que la única demanda a Irán es que no produzca y no use armas nucleares, eso puede lograrse fácilmente a través de las supervisiones de la Agencia Internacional para la Energía Atómica (AIEA)", ha resaltado.

Así, ha reiterado que "la fotografía para el recuerdo es la última etapa de las negociaciones, no la primera", al tiempo que ha denunciado los "crímenes y presiones" de Estados Unidos "contra la vida de 83 millones de iraníes, especialmente mujeres y niños".

De esta forma, ha criticado que Estados Unidos "recurra a las sanciones contra un conjunto de países, como Irán, Venezuela, Cuba, China y Rusia" y ha agregado que la aplicación de estas medidas punitivas "se ha convertido en una adicción excesiva" en Washington.

"La nación iraní nunca olvida ni perdona estos crímenes y a estos criminales", ha incidido el presidente de Irán, quien ha descartado unas conversaciones con Estados Unidos bajo estas medidas.

"Vengo de un país que ha resistido al más implacable terrorismo económico", ha señalado, antes de recalcar que Irán "nunca se ha rendido a la agresión y la imposición extranjera".

En este sentido, ha manifestado que "la postura de la actual Administración estadounidense no es sólo una violación de la resolución 2231 --aprobada por el Consejo de Seguridad de la ONU para respaldar el acuerdo nuclear de 2015--, sino una violación de la soberanía de todos los países del mundo".

Rohani ha argumentado además que las autoridades del país asiático cumplieron durante un año con todos sus compromisos nucleares a pesar de la salida de Estados Unidos del acuerdo, antes de criticar que "desafortunadamente sólo hubiera buenas palabras y ninguna medida efectiva" por parte de los países europeos para compensar la situación.

"La paciencia de Irán tiene un límite. Cuando Estados Unidos no respeta una resolución de la ONU y Europa demuestra su incapacidad, el único camino viable depende en el honor nacional, la dignidad y el poderío", ha dicho.

"LA REGIÓN ESTÁ AL BORDE DEL COLAPSO"

Por otra parte, ha advertido de que la región "está al borde del colapso" y ha explicado que "una metedura de pata puede alimentar un gran incendio". "No podemos tolerar la intervención provocativa de los extranjeros", ha resaltado.

"Debemos responder de manera decisiva y firme a cualquier tipo de transgresión y violación de nuestra seguridad e integridad territorial", ha manifestado Rohani, quien ha incidido en que "la seguridad de la región se logrará cuando las tropas estadounidenses se retiren".

"La seguridad no debe ser garantizada con armas e intervención estadounidense (...) El camino final hacia la paz y la seguridad en Oriente Próximo pasa por una democracia interior y diplomacia exterior. La seguridad no puede ser comprada o facilitada por gobiernos extranjeros", ha añadido.

En este sentido, ha explicado que "la paz, seguridad e independencia de los vecinos es la paz, seguridad e independencia de Irán". "Estados Unidos no es nuestro vecino (...) Estados Unidos está ubicado aquí (en Nueva York), no en Oriente Próximo", ha manifestado.

"Estados Unidos no es el abogado de ninguna nación ni el guardián de ningún Estado", ha sostenido, al tiempo que ha hecho referencia a un refrán iraní: 'El vecino va primero, luego va la casa'. "En caso de incidente, ustedes y nosotros debemos permanecer solos. Somos vecinos entre nosotros, y no de Estados Unidos", ha argüido.

Así, ha dicho que "si las llamas del fuego en Yemen se han expandido al Hiyaz --una región en Arabia Saudí--, el belicista debe ser buscado y castigado, en lugar de formular acusaciones y rencor contra los inocentes". "La seguridad de Arabia Saudí debe ser garantizada por el fin de la agresión en Yemen y no invitando a extranjeros (al conflicto)", ha sostenido.

"La solución para una paz en la península Arábiga, la seguridad en el Golfo Pérsico y la estabilidad en Oriente Próximo debe ser buscada dentro de la región, en lugar de fuera", ha reiterado.

En esta línea, ha argumentado que "Estados Unidos ha fracasado a la hora de resolver los problemas en Afganistán, Irak y Siria y ha apoyado al extremismo, a los talibán y a Estado Islámico". "Un Gobierno así claramente es incapaz de resolver asuntos más sofisticados", ha zanjado.

LA SEGURIDAD EN EL GOLFO PÉRSICO

Rohani ha reafirmado además que la "doctrina de seguridad" de Irán "se fundamenta en mantener la paz y la estabilidad en el Golfo Pérsico y en garantizar la libertad de navegación y de movimiento en el estrecho de Ormux".

"Los recientes incidentes han puesto en grave peligro esta seguridad. La seguridad y la paz en el Golfo Pérsico, el mar de Omán y el estrecho de Ormuz puede ser garantizada a través de la participación de los países de la región", ha defendido.

Por ello, ha invitado a los países regionales a unirse a la Coalición por la Esperanza, cuyo objetivo declarado es "promover la paz, la estabilidad, el progreso y el bienestar para todos los residentes de la región del estrecho de Ormuz y mejorar la comprensión mutua y las relaciones pacíficas y amistosas entre ellos".

"Esta iniciativa incluye varios foros para la cooperación", ha explicado, antes de agregar que tendrá entre sus pilares "cumplir con los objetivos y principios de la ONU, el respeto mutuo, la igualdad, el diálogo, el respeto a la soberanía y la integridad territorial, la inviolabilidad de las fronteras internacionales, la solución pacífica de las diferencias y la no agresión y no interferencia en los asuntos internos".

En esta línea, ha denunciado que la formación de una coalición internacional encabezada por países externos a la región "es un claro ejemplo de interferencia", antes de incidir en que "la securización de la navegación contraviene el derecho a la libre navegación".

"Invirtamos en esperanza hacia un futuro mejor en lugar de en la guerra y la violencia. Volvamos a la justicia, la paz, la ley, el compromiso y la mesa de negociaciones", ha apostillado.



regina