Migración

Ciudades santuario en defensa del derecho a poseer armas

2020-02-27

El condado más poblado de Arizona acaba de sumarse a un creciente movimiento nacional que...

Por TERRY TANG | AP

PHOENIX (AP) — Así como hay ciudades que se declaran santuario para los inmigrantes sin permiso de residencia, están surgiendo otras que se proclaman abanderadas de la segunda enmienda de la constitución y apoyan el derecho a poseer armas.

El condado más poblado de Arizona acaba de sumarse a un creciente movimiento nacional que promueve los intereses de los propietarios de armas.

La Junta de Supervisores de Maricopa en Phoenix decidió declarar uno de los condados de más rápido crecimiento del país “Condado de Preservación de la Segunda Enmienda”, imitando a decenas de condados de todo el país, incluidos otros cuatro de Arizona, que aprobaron medidas simbólicas similares con el objetivo de combatir los controles sobre la posesión de armas que algunos consideran inconstitucionales.

La segunda enmienda protege el derecho a poseer y portar armas, pero está sujeta a distintas interpretaciones.

La resolución del condado de Maricopa, que tiene unos 4,4 millones de residentes, dice simplemente que su junta apoya el derecho a poseer armas. La propuesta, no obstante, se diluyó un poco cuando la junta retiró una cláusula que decía que no se podía usar fondos públicos para contradecir el derecho a poseer armas.

El supervisor Steve Gallardo, quien es demócrata, dijo que la resolución tenía un marcado trasfondo político. “Pensemos bien esto. Una resolución no puede causar divisiones”, afirmó. “No debe ser partidista”.

El presidente de la junta Clint Hickman, en cambio, sostuvo que mucha gente había expresado su apoyo a la designación de santuario cuando se usó por primera vez en el 2018 en Illinois, para luego emplearse en California, Colorado, Nuevo México, Florida, Virginia y otros estados.

“Ciudad santuario” es un término que se asocia más que nada con las urbes que restringen la cooperación con las autoridades inmigratorias. Algunos partidarios de la condición de santuario de la segunda enmienda dicen que eligieron ese término para contraponerlo al uso que le dan a esa expresión los demócratas, que apoyan las ciudades santuario de inmigrantes.

En Arizona la gente ya tiene derecho a portar armas libremente sin permisos especiales. También pueden evitar una revisión de antecedentes si compran revólveres en una feria de armas. Sin embargo, las leyes federales estipulan que hay que hacer revisión de antecedentes para otras compras.

Legisladores demócratas de Arizona presentan frecuentemente proyectos para limitar las ventas de armas, incluida la prohibición de armas con cargadores de alta capacidad y fusiles automáticos. Las iniciativas nunca prosperan.

Gary Larson, propietario de armas de Glendale, dijo que nunca habló del tema en un foro público, pero que se sintió impulsado a hacerlo el miércoles por temor a que se restrinjan sus libertades.

“Protegen los derechos de los propietarios de armas pero critican a quienes quieren tener armas”, dijo Larson.

Los partidarios de un control mas severo a la venta de armas como Moms Demand Action (Madres que Exigen Medidas) dijeron que la resolución declarándose ciudad santuario para los propietarios de armas es “un moretón” para el condado.

“Da la sensación de que tratan de generar miedo”, dijo Marie Thearle, integrante de esa agrupación.

Garrick McFadden, dirigente demócrata de raza negra, dijo que la resolución no ayuda en nada a las comunidades negras.

“Todos los días hay 30 muertos baleados en Estados Unidos. De ellos, 15 son negros”, afirmó McFadden.



regina