Internacional - Política

Rouhani: visita de premier iraquí es “punto de inflexión”

2020-07-21

Mustafa al-Kadhimi llegó a Teherán en su primera visita oficial al extranjero desde...

Por NASSER KARIMI | AP

TEHERÁN (AP) — El presidente de Irán Hassan Rouhani aseguró que la visita el martes del primer ministro de Irak —donde el ejército de Estados Unidos tiene presencia— es “un punto de inflexión” en las relaciones entre ambos países y promete continuar apoyando a la nación árabe vecina.

Mustafa al-Kadhimi llegó a Teherán en su primera visita oficial al extranjero desde que ocupó el puesto hace más de dos meses, reportó la prensa iraní.

La televisión estatal mostró imágenes de Mustafa al-Kadhimi luego de aterrizar en el aeropuerto Mehrabad de Teherán. La televisión dijo que al-Khadhimi se reuniría con los principales líderes iraníes, entre ellos el líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei y el presidente Hassan Rouhani.

El sitio web de la Presidencia iraní publicó una foto de Rouhani y al-Kadhimi en una ceremonia de bienvenida en Teherán, mostrando a ambos usando mascarillas protectoras para ayudar a prevenir la propagación del coronavirus.

“Estamos seguros de que la visita será un punto de inflexión en las relaciones entre los dos países”, dijo Rouhani después de reunirse con el premier iraquí. “Todavía estamos listos para apoyar a la nación iraquí y para implementar esfuerzos de estabilidad y seguridad en Irak y la región”. Al-Kadhimi respondió: “Irak no permitirá que haya una amenaza desde su territorio contra Irán”.

Irán considera la presencia del ejército de Estados Unidos en Irak una amenaza a Teherán.

La visita sucedió después de que el canciller iraní Mohammad Javad Zarif estuvo en Bagdad el fin de semana, su primera visita a Irak desde que un ataque aéreo estadounidense en enero mató al general iraní Qassim Soleimani, fuera del aeropuerto internacional de Bagdad. El ataque llevó a Irak al borde de una guerra de poder entre Estados Unidos e Irán que pudo desestabilizar Medio Oriente.

En Bagdad, Zarif visitó el sitio donde fue asesinado Soleimani, diciendo que “las relaciones entre Irán e Irak no se verán sacudidas” a pesar de la muerte del general. Soleimani dirigía la fuerza expedicionaria iraní Quds y fue el arquitecto de sus actividades militares regionales.



regina