Internacional - Política

Nicaragua exige respeto ante críticas en la OEA

2020-10-20

En julio el gobierno de Nicaragua confirmó que las próximas elecciones generales del...

Por CLAUDIA TORRENS | AP

NUEVA YORK (AP) — El canciller nicaragüense Denis Moncada calificó el martes de “agresión” y acto “improcedente” una resolución presentada en la Asamblea General de la Organización de los Estados Americanos que pide reformas electorales en Nicaragua.

Moncada exigió respeto y defendió a su país ante la críticas de otros Estados, describiendo a Nicaragua como “amante de los derechos humanos”.

“Hemos sufrido en dictadura los efectos precisamente de la violación de los derechos humanos. Por consiguiente nuestras políticas de Estado están enmarcadas en el cumplimiento, en la promoción de los derechos fundamentales de los nicaragüenses y de los seres humanos que transitan por Nicaragua”, dijo Moncada.

La resolución, presentada por Estados Unidos, Chile, Canadá, Colombia, Paraguay y aliados del líder opositor venezolano Juan Guaidó, pide el restablecimiento del orden constitucional, el respeto a los derechos humanos y la celebración de elecciones libres en el país latinoamericano. En específico, la resolución llama a la reestructuración del Consejo Supremo Electoral y reformas técnicas para que se puedan llevar a cabo “elecciones libres”.

En julio el gobierno de Nicaragua confirmó que las próximas elecciones generales del país se celebrarán el 7 de noviembre de 2021.

Durante las primeras horas de la Asamblea General que arrancó el martes, y que este año se celebra virtualmente debido a la pandemia del COVID-19, la mayoría de los Estados miembros de la OEA accedieron a incluir la resolución en la agenda de la cumbre. Se espera que ésta sea votada el miércoles.

Las críticas al gobierno del presidente nicaragüense Daniel Ortega prosiguieron durante el día, con el secretario de estado estadounidense, Mike Pompeo, destacando que Ortega socava los valores democráticos.

“(Ortega) viola los derechos más básicos del pueblo nicaragüense para poder expresarse, para reunirse de forma pacífica”, dijo Pompeo. El funcionario agregó que espera que los miembros de la OEA aprueben la resolución “condenando el fracaso de Ortega para cumplir con estándares democráticos”

Horas antes, el canciller de Canadá, François-Philippe Champagne, mencionó en su intervención a Nicaragua y pidió el final de violaciones a los derechos humanos en el país. También denunció una supuesta falta de libertad de prensa.

Moncada le respondió que no aceptaba sus acusaciones.

“Exigimos respeto”, dijo el canciller. “Es penoso que Canadá siga los dictados de Estados Unidos y aparezca como si fuera un Estado subordinado a los Estados Unidos”.

La Naciones Unidas han expresado su “gran preocupación por las continuas denuncias de graves violaciones y abusos de los derechos humanos desde abril de 2018”, cuando estalló una revuelta social en el país centroamericano. La ONU también ha manifestado su preocupación por el “uso desproporcionado de la fuerza por parte de la policía para reprimir las protestas sociales”.

Desde hace dos años en Nicaragua está prohibida toda manifestación pública de personas ajenas al gobierno del presidente Daniel Ortega. La prohibición surgió tras la revuelta de 2018, donde hubo más de 300 muertos, cientos de detenidos y más de 88,000 exiliados, según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Moncada intervino tres veces en la asamblea para denunciar la resolución que debatirá la OEA.

“No es el objetivo de esta asamblea hacer señalamientos injerencistas”, dijo el canciller.

La asamblea también debatirá otra resolución contra el gobierno venezolano del presidente Nicolás Maduro. El documento pedirá a los países del organismo que no reconozcan como legítimos los resultados de las elecciones parlamentarias que Venezuela celebrará en diciembre.

En su discurso, Pompeo criticó el plan de Maduro de realizar elecciones “para robar la Asamblea Nacional, la última institución democrática de Venezuela”.

“Es el último abuso de poder. Maduro ha usado la pandemia para cometer violaciones masivas a los derechos humanos y aumentar su control sobre el pueblo venezolano”, dijo el funcionario estadounidense.

Los cancilleres de Chile, Brasil, Ecuador y la canciller de Colombia, entre otros, condenaron también los gobiernos de Nicaragua y Venezuela.

México, por su parte, señaló por la mañana que no reconoce en la Asamblea la participación de la delegación de Gustavo Tarré, designado por el líder opositor venezolano Juan Guaidó como representante ante la OEA.

El gobierno de Maduro formalizó su salida de la OEA en el 2019.

 



maria-jose