Salud

México empeora en el combate a la pandemia

2020-11-19

Francisco González, especialista de la Escuela de Estudios Internacionales de la Universidad...

Por ANSA

(ANSA) - CIUDAD DE MEXICO, 19 NOV - México está por romper una nueva marca en la pandemia global de Covid-19, la de los 100 mil fallecimientos, justo a unos días de franquear la barrera del millón de contagios, con las infecciones en ascenso en varias regiones del país.
    
Hasta ayer se contabilizaban oficialmente 99.528 decesos (502 más que la víspera, por lo que se espera que este jueves rebase la macabra línea), y 1.015.071 casos positivos (3.918+), mientras que la tasa de letalidad es aún de 9,8%, cuatro veces más que la media mundial.
    
El macabro récord está a punto de establecerse cuando se cumplen ocho meses de registrarse, el 18 de marzo pasado, la primera muerte por la peste, la de un hombre de 41 años, enfermo de diabetes, que había asistido al concierto de la banda sueca Ghost, dos semanas antes.
    
Especialistas estimaron que a pesar de las cifras que colocan a México en el "top ten" mundial entre los países más golpeados por la pandemia, sobre todo en fatalidades, aún es posible dar la vuelta a las estadísticas.
    
Para frenar la cadena de contagios, los expertos sugieren "respuestas masivas y eficaces, tanto del Estado como de la sociedad".
    
Siete estados del país, entre ellos la capital, enfrentan rebrotes y dos de ellos tuvieron que regresar al confinamiento, los norteños de Chihuahua y Durango, en la franja de la frontera con Estados Unidos.
    
En otros cinco hay una tendencia ascendente y a medida que el frío se intensifica en el país se teme que la pandemia siga "in crescendo".
    
El propio director general de Epidemiología del ministerio de Salud José Luis Alomía señaló que para este fin de semana se prevé "un ligero incremento" aunque señaló que será por debajo de hace dos semanas.
    
Los especialistas recordaron que el gobierno de México actuó en forma equivocada al minimizar los riesgos y evitar acciones que podrían haber salvado muchas vidas como el uso generalizado de barbijos y la aplicación masiva de exámenes de diagnóstico.
    
Tuvieron que pasar 5 meses desde el primer fallecimiento para que en México se llegara a los 50,000 decesos pero bastaron sólo tres para que el tenebroso guarismo se duplicara, de acuerdo con los investigadores.
    
Francisco González, especialista de la Escuela de Estudios Internacionales de la Universidad Johns Hopkins, señaló que la crisis escaló porque el gobierno mantuvo su política errada.
    
"Se pudieron formular e implementar cambios sustanciales en la política de salud pública en México, sin tener que llegar al final de 2020 con más de 100,000 muertos y otros cientos de miles de contagiados, enfermos y convalecientes", aseguró.
    
"Las autoridades tuvieron tiempo de sobra, más de un mes desde que se oficializó en enero la aparición del virus en China, para preparar e instrumentar una estratégica cuyo único fin último fuera salvaguardar la salud y el bienestar económico mínimos de los mexicanos", expuso.
    
Para el académico, los países con más historias de éxito en la lucha contra la pandemia de covid-19 (naciones del sureste asiático como Corea del Sur, Japón, Singapur y China) se caracterizaron por "respuestas rápidas, masivas y eficaces" tanto del Estado como la sociedad, algo que en México no se realizó.
    
La crisis sanitaria en el segundo país latinoamericano con mayor cifra de muertes, sólo superado por Brasil, enfrenta ahora una situación muy peculiar, pues según una experta, cerca de la mitad de los enfermos está afectado por otro agente infeccioso como la influenza, o el estreptococo o el estafilococo áureo.
    
"Ya lo estamos observando en pacientes incluso hospitalizados: la coinfección o incluso la superinfección asociada a Covid no es rara", dijo Sara Aguilar, investigadora del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición.
    
"La coinfección en pacientes con Covid-19 es muy difícil de medir, pero en la vida diaria ya se está observando", afirmó.



maria-jose