Salud

Gobierno de Ecuador garantiza vacunas de COVID-19 para todos

2021-01-06

Zevallos indicó que el personal médico y sanitario será el primero en ser...

Por | AP

QUITO (AP) — El ministro de Salud de Ecuador dijo el miércoles que todos los ecuatorianos que requieran la vacuna para el COVID-19 la van a tener, aunque las primeras 50,000 dosis estarán destinadas al personal médico y sanitario.

En cadena de radio, el ministro Juan Carlos Zevallos afirmó que la inmunización será inicialmente con restricciones porque “tenemos que proteger a las personas más vulnerables e interrumpir la cadena de contagio” al tiempo que aclaró que la vacunación será voluntaria.

En la misma cadena, el presidente Lenín Moreno expresó que “las primeras dosis llegan el 18 de enero, luego van a seguir llegando en entregas periódicas semanales hasta que venga la segunda gran entrega en el mes de marzo”.

Añadió que junto a Zevallos viajarán a Washington la próxima semana para gestionar la venta de más vacunas con “Pfizer, AztraSeneca, Moderna para que nos entreguen la mayor cantidad de vacunas, lo más pronto posible”.

Zevallos indicó que el personal médico y sanitario será el primero en ser inmunizado, al igual que militares, policías y personal de áreas estratégicas.

Moreno aclaró que los menores de 18 años, las embarazadas, los alérgicos, con problemas de coagulación en la sangre, los inmunodeprimidos y las personas que ya se hayan contagiado de COVID-19 no serán vacunados.

Ecuador espera a inmunizar al menos al 60% de su población en el transcurso de este año.

Desde el inicio de la pandemia a fines de febrero el país ha registrado un total de 216.083 casos y 14.103 fallecidos, mientras que en las últimas semanas la provincia de Pichincha, cuya capital es Quito, se ha convertido en la más afectada por el virus con 35,4% del total de casos a nivel nacional.

Entre marzo y abril la ciudad portuaria de Guayaquil registró escenas apocalípticas a causa de la pandemia con cientos de cadáveres abandonados en calles y casas debido a que las autoridades y los servicios funerarios no daban abasto para recogerlos.



aranza