Nacional - Seguridad y Justicia

Estados Unidos reconoce a policía mexicana acusada de asesinatos

2021-08-06

El estado de Tamaulipas, indicó el miércoles que el reconocimiento fue otorgado a...

 

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — El gobierno de Estados Unidos otorgó un reconocimiento de lucha contra el crimen al director de una unidad policial de México que incluye a algunos agentes acusados del asesinato de 19 personas en enero, entre ellas inmigrantes guatemaltecos.

El estado de Tamaulipas, limítrofe con Estados Unidos, indicó el miércoles que el reconocimiento fue otorgado a Arturo Rodríguez, director de una fuerza policial estatal de élite conocida como el Grupo de Operaciones Especiales (GOPES).

Una decena de los 150 agentes del grupo están siendo juzgados por presuntamente haber matado a 14 inmigrantes guatemaltecos y a otras cinco personas, cuyos cuerpos fueron encontrados baleados e incinerados cerca de la frontera de México con Estados Unidos a finales de enero.

El gobierno de Tamaulipas dijo que el reconocimiento provino de la Administración de Control de Drogas de Estados Unidos (DEA por sus siglas en inglés) y de la unidad de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI en inglés) del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas.

“Se reconoció el servicio sobresaliente que ha realizado GOPES en el combate a la delincuencia y la cooperación que existe entre el HSI, la DEA y el Gobierno de Tamaulipas para enfrentar al crimen transfronterizo”, señaló la entidad en un comunicado.

La embajada de Estados Unidos no respondió el jueves a una solicitud de confirmación del reconocimiento.

El gobierno de Tamaulipas dijo que el GOPES es “uno de los agrupamientos clave de la policía estatal que cuenta con personal altamente especializado”, y que sus agentes han realizado más de 300 arrestos en los últimos dos años, incluidos de “líderes prioritarios de la delincuencia organizada”. Añadió que el grupo ha incautado 1,000 armas, 1,200 vehículos y aproximadamente 3,5 millones de dólares en efectivo.

En 2019, los fiscales alegaron que la misma unidad, que en ese entonces operaba bajo otro nombre, había sacado a ocho personas de sus viviendas en la ciudad fronteriza de Nuevo Laredo, que las había vestido y colocado en vehículos para hacerlas pasar por criminales, y que las había matado a balazos. El grupo también fue acusado de otros abusos, y en 2020 se creó el GOPES a partir de sus restos.

Un legislador federal presentó una resolución no vinculante ante el Congreso de México en enero en la que protestó contra las palizas y robos perpetrados por el GOPES.

En noviembre, una asociación empresarial de Tamaulipas denunció que agentes de la unidad habían ingresado al hogar de uno de sus miembros y habían robado dinero, otras pertenencias y aparatos. El grupo dijo que la víctima incluso tomó fotografías a distancia por medio de las cámaras de seguridad de su vivienda, en las cuales se veía a agentes uniformados con armas de fuego colgadas a la espalda robando su casa. Ningún agente fue castigado.

Tamaulipas ha sufrido luchas territoriales entre cárteles de narcotraficantes rivales durante más de una década, y esas organizaciones cooptaron a tantas fuerzas policiales municipales que el estado las disolvió a todas y empezó a depender de policías estatales mejor entrenados. Posteriormente, el retiro de la Infantería de Marina mexicana por parte del gobierno federal, que solía brindar gran parte del armamento pesado para tareas de seguridad en el estado, alentó a la entidad a crear unidades de élite como el GOPES.



Jamileth