Internacional - Economía

El FMI mejora hasta el 6,3% su perspectiva de crecimiento para América Latina en 2021

2021-10-12

El producto interior bruto (PIB) de Latinoamérica y el Caribe crecerá, en promedio,...

Isabella Cota | El País

México - América Latina está experimentando una recuperación económica más rápida de lo estimado este año, pero se debilitará más de lo esperado en 2022, de acuerdo con último informe de perspectivas económicas mundiales (WEO, por sus siglas en inglés) del Fondo Monetario Internacional. El producto interior bruto (PIB) de Latinoamérica y el Caribe crecerá, en promedio, un 6,3% este año, lo cual supone medio punto más de lo pronosticado por el organismo multilateral en julio. En cambio, el pronóstico para el próximo año rebajó dos décimas, debido a las dificultades que están experimentando los países en desarrollo para vacunar a su población contra la covid-19.

Los pronósticos para Brasil y México, las dos economías más grandes de la región, empeoraron. Brasil crecerá un 5,2% este año y un 1,5% en 2022, mientras que México crecerá un 6,2% este año y un 4% el que viene. Por su parte, los países ligados al comercio de materias primas crecerán de manera más fuerte: Perú crecerá un 10% este año y un 4,6% el que sigue, mientras Chile verá un crecimiento de un 11% este año y un 2,5% en 2022.

La recuperación económica después de la dramática contracción experimentada está delineando dos ritmos de crecimiento entre países desarrollados y aquellos en vías de desarrollo, apunta el informe de la multilateral, cuya oficina central se encuentra en Washington, DC. Esta discrepancia puede ser “peligrosa”, advierte el reporte publicado el martes.

“La peligrosa divergencia en las perspectivas económicas entre países sigue siendo una gran preocupación”, escribieron economistas y expertos de la organización. El FMI espera que la producción agregada del grupo de economías avanzadas recupere su trayectoria prepandémica en 2022 y la superará en un 0,9% en 2024. Por el contrario, la producción agregada para los mercados emergentes y en desarrollo (excluyendo a China) se mantendrá un 5,5% por debajo del pronóstico antes de la pandemia en 2024. “Esto resultará en un mayor revés para las mejoras en la calidad de vida de los habitantes”, apuntó el Fondo. “Estas divergencias económicas son consecuencia de grandes disparidades en el acceso a las vacunas y en las políticas de apoyo”, agregó.

El Fondo hizo énfasis en que casi el 60% de la población de las economías avanzadas está completamente vacunada y, mientras algunos de sus habitantes ya reciben ahora inyecciones de refuerzo, alrededor del 96% de la población de los países de bajos ingresos sigue sin vacunarse. Las economías emergentes han enfrentado, además, condiciones de financiamiento más estrictas y un mayor riesgo de desanclaje de las expectativas de inflación, lo cual empujó a los Gobiernos a retirar las políticas de asistencia de manera temprana.

Además, estimaciones de la Organización Internacional del Trabajo sugieren que América Latina y el Caribe, junto con el sur de Asia, se encuentran entre las regiones donde la reducción en horas de trabajo en 2020 fueron particularmente grandes.

“Las perspectivas para el grupo de países en desarrollo de bajos ingresos se han ensombrecido considerablemente debido al empeoramiento de la dinámica de la pandemia”, dice el reporte. Por un lado, las perspectivas a corto plazo son difíciles para las economías avanzadas, en parte debido a las interrupciones del suministro generadas por la pandemia y las medidas de distanciamiento social. “Las interrupciones relacionadas con la pandemia en los sectores intensivos en contactos han provocado que la recuperación del mercado laboral se retrase significativamente con respecto a la recuperación de la producción en la mayoría de los países”, agregó la organización.

Urgen vacunas para todos

“Los acontecimientos recientes han dejado muy claro que estamos todos juntos en esto y que la pandemia no termina en ningún lado hasta que termina en todas partes,” escribió Gita Gopinath, economista jefe del Fondo en el prefacio del reporte. “La comunidad mundial debe redoblar sus esfuerzos para garantizar el acceso equitativo a las vacunas para todos los países, superar las dudas sobre las vacunas cuando hay un suministro adecuado y asegurar mejores perspectivas económicas para todos”.



Jamileth