Nacional - Economía

Inflación de México se acelera en noviembre

2021-12-09

Mientras caminaba por uno de los pasillo de un mercado municipal, Patricia Ruíz, una ama de...

Por FABIOLA SÁNCHEZ

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — La inflación en México registró en noviembre una nueva aceleración, presionada por los incrementos de la electricidad y algunos alimentos, lo que llevó la tasa anualizada a 7,37%, el mayor registro en dos décadas.

El Índice Nacional de Precios al Consumidor tuvo en noviembre un incremento 1,14% respeto del mes anterior, anunció el jueves en un comunicado el estatal Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

La nueva aceleración de la inflación hizo que la variación anualizada alcanzara 7,37%, la tasa más alta desde enero de 2001, cuando se reportó un incremento anual de 8,11%.

El comportamiento de la inflación en noviembre se vio afectado por las alzas en los servicios de electricidad (24,16%), transporte aéreo (9,67%) y algunos alimentos como el jitomate (25,38%), el tomate verde (71,85%) y el pollo (2,77%). Entre los productos que reportaron descensos en los precios están el gas doméstico, la gasolina de bajo octanaje, el aguacate y la naranja.

“Todo ha subido. Hay que trabajar más para poder comprar lo que se necesita”, afirmó Agustina García, propietaria de un pequeño comercio de desayunos del centro de la capital, al quejarse del avance de la inflación en los últimos meses.

Desde el mostrador de una charcutería de un mercado municipal y tras comprar una porción de queso blanco, García, de 50 años, indicó que alimentos básicos de la dieta de los mexicanos como la tortilla están aumentando cada mes entre dos y tres pesos, mientras que otros productos como el aceite comestible y el jitomate se ha incrementado más del doble en los últimos tres meses y ahora se venden sobre los 30 pesos (1,5 dólares).

Mientras caminaba por uno de los pasillo de un mercado municipal, Patricia Ruíz, una ama de casa de 68 años, se quejó del alza de la mayoría de las frutas, la carne y la electricidad. Ruíz dijo que alimentos como el pescado que en octubre estaba el kilo en 300 pesos (unos 15 dólares ), ahora lo debió pagar 380 pesos (unos 19 dólares). La ama de casa refirió que en noviembre el pago bimestral del servicio eléctrico también registró un incremento de más doble y debió pagar 900 pesos (unos 45 dólares).

A inicios de semana, el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que el comportamiento adverso de los precios se debía a la pandemia y las fallas que persisten en la oferta de algunas materias primas. “Cuando inicia de nuevo la recuperación económica no hay materias primas y empiezan a subir los precios en alimentos, el gas, el acero, el precio del transporte marítimo, entonces todo eso produjo inflación”, dijo López Obrador y agregó que confiaba en que la situación sea transitoria.

La aceleración que mostró la inflación en noviembre generó inquietud entre los analistas debido a que aún no se observa un “punto de inflexión” que evidencie que se va hacia un retroceso en los precios, afirmó Carlos González, director de análisis económico, cambiario y bursátil de la Casa de Bolsa Monex.

González dijo a la AP que el rompimiento de las cadenas productivas que se dio a raíz de la crisis generada por la pandemia continua ocasionando presiones sobre la inflación mundial y en particular sobre la economía mexicana. El analista señaló que las previsiones muestran que las presiones inflacionarias continuarán en los primeros meses del próximo año hasta que se recupere la oferta de algunos componentes.

Desde mediados de año el gobernante mexicano ha emprendido acciones para tratar de contener el avance de los precios -en particular del gas doméstico- a través de la creación de la empresa estatal Gas Bienestar, dependiente de Petróleos Mexicanos (Pemex), para distribuir gas a “precio justo” en las zonas populares y fijar un precio máximo del producto.

Las proyecciones de los analistas apuntan a que la inflación en México cerrará este año en niveles cercanos a 7%.



aranza