Internacional - Seguridad y Justicia

Fuerzas de Ucrania enfrentan momento urgente: Zelenskyy

2022-06-27

La nueva ayuda y los esfuerzos de los líderes del G7 para sancionar a Moscú se...

Por ZEKE MILLER, DARLENE SUPERVILLE y GEIR MOULSON

ELMAU, Alemania (AP) — El presidente ucraniano Volodymyr Zelenskyy subrayó el lunes la urgencia de ayudar a las fuerzas militares de su país a mejorar su posición contra Rusia en los próximos meses durante una videoconferencia con las principales potencias económicas, que a su vez se comprometieron a apoyar a Ucrania “por el tiempo que sea necesario”.

Zelenskyy abordó la delicadeza del momento para Ucrania en su guerra con Rusia a la cumbre del Grupo de los Siete, cuando los líderes de las potencias económicas se preparan para revelar planes para imponer un límite de precio al petróleo ruso, subir los aranceles a mercancías rusas e imponer otras nuevas sanciones.

Por su parte, Estados Unidos se preparaba para anunciar la compra de un sistema avanzado de misiles tierra-aire para Kiev para ayudarle en su lucha contra la agresión del presidente ruso Vladimir Putin, un día después de que misiles rusos cayeron en Kiev, la capital ucraniana, por primera vez en semanas y cuando su ejército continuaba con un asalto intenso al último reducto ucraniano que queda en la región de Luhansk.

La nueva ayuda y los esfuerzos de los líderes del G7 para sancionar a Moscú se anuncian después de que Zelenskyy expresara su preocupación porque Occidente se ha cansado del coste de la guerra, que contribuye a los crecientes costes de la energía y subidas de precio a productos esenciales en todo el mundo. El líder ucraniano discutió su estrategia para el curso de la guerra, que se ha transformado en una sangrienta batalla de artillería en el oeste y el este del país.

El asesor de seguridad nacional de Estados Unidos, Jake Sullivan, dijo que la principal solicitud de Zelenskyy era más sistemas de defensa aérea, seguida de apoyo económico para ayudar a su gobierno a cumplir con sus obligaciones financieras. Sullivan dijo que la mayor parte de la conversación fue “sobre el camino a tomar y cómo el presidente Zelenskyy ve el curso de la guerra”. Zelenskyy también informó a los líderes del G7 sobre cómo su gobierno está utilizando la ayuda que ha recibido hasta la fecha “para maximizar la capacidad de Ucrania tanto para resistir los avances de Rusia como para realizar contraataques cuando sea posible”, dijo Sullivan.

Sullivan añadió que el líder ucraniano estaba “muy enfocado en tratar de asegurar que Ucrania esté en una posición lo más ventajosa posible en el campo de batalla” en los próximos meses porque “él cree que un conflicto agotador no es de interés para el pueblo ucraniano”.

Zelenskyy también les dijo a los líderes que ahora no es momento de negociar con Rusia porque primero él necesita estar en una posición más fuerte, de acuerdo con un alto diplomático francés. El líder ucraniano dijo que “negociará cuando esté en condiciones de hacerlo”, dijo el diplomático, quien habló a condición de mantener el anonimato de acuerdo con las prácticas habituales de la presidencia francesa.

“Su meta es terminar la guerra lo más rápido posible y salir de ella en la mejor posición posible, a fin de que él pueda negociar desde una posición de fuerza”, dijo el diplomático, y agregó que Zelenskyy dijo a los líderes de la cumbre que necesita apoyo económico, financiero y militar.

Después de escuchar a Zelenskyy, los líderes se comprometieron en un comunicado a apoyar a Ucrania “por el tiempo que sea necesario”. Subrayaron su “compromiso inquebrantable de apoyar al gobierno y al pueblo de Ucrania” en la batalla por la soberanía y la integridad territorial de su país.

Dijeron que depende de Ucrania decidir sobre un futuro acuerdo de paz.

Los líderes finalizaban el acuerdo para imponer el límite de precio en su cumbre de tres días del G7 en los Alpes alemanes. Los detalles sobre cómo funcionará el límite de precio, así como su impacto sobre la economía rusa, se resolverán por los ministros de Finanzas del G7, según un funcionario de alto rango que habló a condición de anonimato para adelantar los anuncios de la cumbre.

Zelenskyy no planteó el asunto de los límites a los precios, dijo Sullivan, pero pidió a los países del G7 que trabajen para frenar las ganancias energéticas rusas.

Las economías democráticas más grandes del mundo también se comprometerán a subir los aranceles a importaciones rusas a sus países. Estados Unidos anunciará nuevos aranceles en 570 categorías de productos, así como el empleo de sanciones contra las cadenas de suministro de defensa rusas, que apoyan sus esfuerzos de rearmarse durante la guerra.

Biden esperaba anunciar que Estados Unidos proporcionará a Ucrania un sistema avanzado de misiles tierra-aire, así como más apoyo de artillería, según una persona informada del asunto. La nueva ayuda pretende ayudar al país a defenderse de la invasión rusa.

Estados Unidos comprará NASAMS, un sistema antiaéreo de desarrollo noruego, para proporcionar una defensa de medio y largo alcance, indicó la persona, que habló bajo condición de anonimato. El NASAMS es el mismo sistema que utiliza Estados Unidos para proteger el sensible espacio aéreo en torno a la Casa Blanca y el Capitolio federal en Washington.

También se entregará más munición para la artillería ucraniana y radares defensivos para respaldar sus esfuerzos contra el ataque ruso en el Donbás, señaló la persona. También se anunciará un compromiso de 7,500 millones de dólares para ayudar al gobierno ucraniano a cubrir sus gastos, dentro de la partida de 40,000 millones de dólares en ayuda militar y económica que refrendó Biden el mes pasado.

Los líderes del G7 comenzaron la sesión del lunes con énfasis en Ucrania. Más tarde se reunieron con líderes de cinco economías emergentes democráticas -India, Indonesia, Sudáfrica, Senegal y Argentina- para una conversación sobre cambio climático, energía y otros asuntos.

La guerra en Ucrania ya fue un tema prioritario para los líderes del G7 en la apertura el domingo de su cita en el recluido hotel de lujo Schloss Elmau, poco después de que misiles rusos alcanzaran la capital ucraniana, Kiev, por primera vez en semanas.

El canciller de Alemania, Olaf Scholz, anfitrión de la cita, dijo que las políticas de los miembros del G7 sobre Ucrania están “muy alineadas” y que ven la necesidad de firmeza y prudencia.

Scholz dijo tras reunirse el lunes con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, que “estamos tomando decisiones duras, también somos prudentes, ayudaremos (...) a Ucrania todo lo posible, pero también evitaremos que haya un gran conflicto entre Rusia y la OTAN”.



Jamileth