Ciencia y Tecnología

Los deportes mentales, reimpulsados gracias a la migración digital

2022-12-08

Como muchas de las prácticas que eran habituales antaño, en los tiempos que corren, a...

"El Periódico de México"

Los deportes mentales vuelven a estar de moda. Se trata de disciplinas que llevan más de un siglo entre nosotros y que han ido avanzando junto a la sociedad. Pero no son estas dos las características que las hace diferentes, sino que se erigen como esa práctica que, en vez de ejercitar el físico como hacen otras disciplinas deportivas, lo hacen con la mente bajo unas normas y unos parámetros competitivos.

Respondiendo a estos requisitos podríamos nombrar muchas actividades, pero oficialmente reconocidas por una asociación internacional destacan cinco: el bridge, el ajedrez, las damas, el póker y el go. Todos estos juegos han sido tradicionalmente muy practicados e incluso se les han destinado lugares físicos, como los salones de juego o clubes, para celebrar con total tranquilidad sus partidas y campeonatos.

Aprovechando las nuevas tecnologías

Como muchas de las prácticas que eran habituales antaño, en los tiempos que corren, a estos deportes mentales no les ha quedado más remedio que digitalizarse y migrar a las pantallas. Esto ha hecho que su popularidad, en vez de disminuir y disiparse entre la tanta oferta de ocio que se presenta en la red, se haya mantenido e incluso haya ido en aumento. Son varios los motivos que explican este fenómeno.

El principal es que los aficionados a estas prácticas pueden conectar con otros usuarios de manera fácil e inmediata mediante un servidor. No se requiere demasiado tiempo de espera para la creación de una partida y no importa ni el lugar ni el momento en que se produzca el choque. Además, nadie se debe preocupar por las reglas o el registro de movimientos, pues todo queda digitalizado brindando una total comodidad.

También es de especial mención la posibilidad de dispositivos que ahora permiten partidas como el póker o el ajedrez, quizás los dos deportes mentales más populares del mundo. Si antes uno estaba limitado a los encuentros físicos con otros compañeros y al material para llevarlo a cabo, ahora es suficiente con un dispositivo inteligente, como los celulares, las tabletas o las computadoras, que cuente con conexión a internet. Todo son facilidades.

Más opciones para los usuarios

Más allá de la facilidad que se les brinda a los diferentes usuarios, hay otros aspectos que tener en cuenta para los jugadores y que en el mundo físico son más difíciles de encontrar. Uno de ellos, presente en las plataformas especializadas, es el hecho de consultar desde cero cómo jugar al póker y conocer el valor de las cartas y las posibles combinaciones que cada una de las modalidades permite. Con una base sólida, la experiencia será más placentera para el jugador.

Sin salir del campo formativo, algunos de los portales focalizados en estos deportes permiten a los usuarios más interesados la posibilidad de inscribirse en una academia virtual, sin importar la edad que se tenga, o consultar lecciones prácticas para mejorar las habilidades y estrategias. Tal es la importancia que se le da a la mejoría, que incluso uno mismo se puede poner a prueba con la realización de retos diarios para desafiarse con cierta frecuencia.  

Pero no todas las prácticas son como el póker o el ajedrez, muy practicadas en todos los rincones del mundo y con menos dificultad para encontrar jugadores para realizar una partida física. Hay otras, como el go o el bridge, que no tienen un número tan elevado de practicantes en todos los países, y encontrarse en el campo virtual es siempre una buena oportunidad para seguir practicando la disciplina deportiva y crear un tejido social en torno al juego en cuestión.

Como se puede observar por lo comentado en los párrafos anteriores, los deportes mentales son un buen ejemplo de cómo actividades con siglos de historia se han librado de los posibles prejuicios de la tecnología y han migrado a las pantallas con gran éxito de público. Su juego es cada vez más popular y sus aficionados cuentan con todas las facilidades que brindan los avances tecnológicos para seguir desarrollando esa práctica que les llena.



JMRS