Ecología y Contaminación

"Peor que Voldemort": Estudiantes del mundo protestan contra el cambio climático

2019-03-15

Las protestas estudiantiles en capitales y ciudades como Wellington, Melbourne y Sídney...

Por Charlotte Greenfield y Tom Westbrook

WELLINGTON/SÍDNEY (Reuters) - Miles de estudiantes abandonaron sus clases en Australia y Nueva Zelanda el viernes en el inicio de una huelga estudiantil mundial para protestar contra la pasividad gubernamental ante el cambio climático.

“El cambio climático es peor que Voldemort”, rezaba un cartel hecho a mano que llevaba un estudiante en Wellington, en referencia al malvado mago de los populares libros y películas de Harry Potter. “Los océanos suben de nivel, nosotros también”, decía otro en Sídney.

Las protestas estudiantiles en capitales y ciudades como Wellington, Melbourne y Sídney llevaron a las calles a decenas de miles de personas, y durante la jornada hay previstas más manifestaciones en Asia, Europa y Estados Unidos.

El movimiento mundial de huelgas estudiantiles comenzó en agosto de 2018, cuando la activista sueca Greta Thunberg, de 16 años, comenzó a protestar por el cambio climático frente a su parlamento en días escolares. A raíz de sus acciones, ha sido nominada para el Premio Nobel de la Paz.

“Si no hacemos algo, serán nuestras vidas las afectadas, no las de los políticos de 60 años”, dijo Callum Frith, de 15 años, estudiante de Sídney, que vestía uniforme escolar. “Necesitamos acción”.

En otras partes de Asia, unos 60 estudiantes protestaron ante un edificio gubernamental de la capital tailandesa, Bangkok, con carteles de cartulina para hacer campaña contra el plástico. Tailandia es uno de los principales contaminantes del plástico marino del mundo.

“Como jóvenes que heredaremos la tierra, nos reunimos aquí para exigir que el gobierno trabaje con nosotros para resolver estos problemas”, dijo Thiti Usanakul, de 17 años, del grupo Grin Green International, dirigido por estudiantes.

En la capital de Corea del Sur, Seúl, más de 100 estudiantes llevaban carteles reciclados con consignas como “Too Warm 4 School” (“Demasiado calor para ir al colegio”) y “No niegues el cambio climático”.

La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, quien ha prometido 100 millones de dólares neozelandeses para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, apoya las huelgas y dice que los adolescentes no deben esperar a la edad de votar para hacerse oír.

La promesa de la conferencia sobre el clima de París 2015 de limitar el aumento a 2 grados centígrados requiere una reducción radical en el uso de carbón y los combustibles fósiles.



Jamileth