Internacional - Política

Exvocera de Trump busca ser gobernadora de Arkansas

2021-01-25

La exsecretaria de prensa de la Casa Blanca lanzaba su campaña menos de una semana...

Por ANDREW DeMILLO

LITTLE ROCK, Arkansas, EU (AP) — Sarah Sanders, exportavoz de Donald Trump y que fue una de sus colaboradoras más cercanas, se presentará al puesto de gobernadora de Arkansas, según dijo a The Associated Press un alto cargo de campaña.

Sanders, que abandonó la Casa Blanca en 2019 para volver a su estado natal, tenía previsto anunciar su candidatura el lunes, según el miembro de la campaña, que habló el domingo por la noche bajo condición de anonimato porque no estaba autorizado a comentarlo de forma pública antes del anuncio oficial.

La exsecretaria de prensa de la Casa Blanca lanzaba su campaña menos de una semana después de que terminara el mandato de Trump, y mientras el exmandatario espera un juicio político. Pero Sanders se presenta en un estado de firme tradición conservadora, donde los republicanos tienden a ver con buenos ojos al expresidente.

Se esperaba que Sanders, hija del exgobernador Mike Huckabee, se presentara a un cargo público tras salir de la Casa Blanca, y Trump la animó públicamente a hacerlo. Ha preparado las bases de su candidatura hablando ante grupo republicanos en el estado.

Sanders se suma a unas costosas primarias republicanas en las que ya compiten dos personas con cargos electos estatales, el vicegobernador Tim Griffin y la secretaria de Justicia, Leslie Rutledge. Los tres aspiran a suceder al gobernador actual, Asa Hutchinson, un republicano que no puede presentarse el año que viene debido a la limitación de mandatos. Ningún demócrata ha anunciado su candidatura al puesto.

Sanders lanzó su campaña semanas después de un asalto de partidarios de Trump al Capitolio federal, que dejó cinco muertos. Más de 130 personas han sido acusadas por la insurrección, que pretendía detener la certificación de la victoria electoral del presidente, Joe Biden, sobre Trump.

Sanders fue la primera madre trabajadora y apenas la tercera mujer en servir como secretaria de prensa de la Casa Blanca. Pero también afrontó dudas sobre su credibilidad en su periodo como principal vocera de Trump.

Durante sus casi dos años como portavoz jefe del mandatario se puso fin a las conferencias de prensa televisadas diarias dirigidas por la secretaria de prensa, después de que Sanders chocara varias veces con periodistas que le preguntaban de forma agresiva sobre las políticas del gobierno y la investigación sobre una posible coordinación entre la campaña de Trump y Rusia. Sin embargo, Sanders se ganó la confianza de los reporteros trabajando entre bambalinas para establecer una relación con los medios.

Es improbable que la accidentada salida de Trump de la presidencia afecte mucho a Sanders en Arkansas. Los republicanos ganaron en todo el estado y tienen todos sus escaños federales, así como una amplia mayoría en la legislatura estatal.

Entre los dos, Griffin y Rutledge han recaudado más de 2,8 millones de dólares en la carrera, y las primarias podrían tener aún más competidores. El senador estatal Jim Hendren, que también es sobrino de Hutchinson, está considerando presentarse.

Sanders, que publicó un libro el año pasado y se sumó a Fox News como colaborador tras abandonar la Casa Blanca, entra en la carrera con un nombre mucho más conocido que el de los otros candidatos. Pero sigue siendo una incógnita en cuanto a muchos de los temas del estado y ha dicho que no quiere crear distracciones a los planes de Hutchinson.



Jamileth