Salud

No ceden infecciones de coronavirus en China y Corea del Sur

2020-02-23

La agencia dijo que 70 de ellos están vinculados con una filial de la iglesia Shincheonji en...

Por HYUNG-JIN KIM

SEÚL, Corea del Sur (AP) — Corea del Sur y China informaron el domingo de un aumento en los casos del nuevo virus en tanto que el primer ministro surcoreano advirtió que la veloz propagación del brote vinculado a una iglesia local y un hospital en el sureste ha ingresado en una “fase más grave”.

La cifra de muertos en Irán subió a seis, el más alto fuera de China, y una docena de localidades en el norte de Italia fueron prácticamente aisladas mientras las autoridades efectúan exámenes a centenares de personas que tuvieron contacto con 79 casos confirmados en ese país. Dos personas han fallecido en Italia.

El Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de Corea dijo que 113 de los 120 casos nuevos ocurrieron en Daegu, la cuarta ciudad más grande, y en zonas circundantes.

La agencia dijo que 70 de ellos están vinculados con una filial de la iglesia Shincheonji en Daegu, que se ha convertido en el principal núcleo de infecciones virales en el país, que ahora tiene un total de 556 casos.

China continental informó de 648 nuevas infecciones para un total de 76.936. La cifra diaria de muertos disminuyó ligeramente a 97. En total, 2.442 personas han fallecido en el país a causa de la COVID-19.

El número de nuevos casos en China oscila a diario pero ha sido de menos de 1,000 en los últimos cuatro días. Sin embargo, diversos cambios en la forma como se han contabilizado las infecciones han dificultado sacar conclusiones de las cifras.

La ciudad de Wuhan, en el centro de China, y otras partes de la provincia de Hubei, donde se originó el brote en diciembre, continúan aisladas. Mas de 80% de los casos en el país corresponden a Hubei, donde la cifra de muertos rebasa a la del resto de la nación.

Las autoridades dijeron que las actividades regulares serán reanudadas de manera gradual después de que debido al virus fueran alargadas las vacaciones del mes pasado con motivo del año nuevo lunar.

Muchos centros de trabajo decidieron tener a sus empleados trabajando a distancia y las escuelas imparten clases por internet.

En Beijing, la mayoría de las comunidades residenciales pusieron en marcha las llamadas “administraciones cerradas”, mediante las cuales se restringe el número de personas por vivienda que puede entrar y salir con credenciales para ese fin y se obliga a quienes regresen a la capital china a que ellos mismos se mantengan 14 días en cuarentena en sus casas.

Más de 500 casos también fueron detectados en prisiones en diversas partes del país.

El Centro para el Control y Prevención de enfermedades de Corea dijo que un paciente hospitalizado en la ciudad de Cheongdo, cerca de Daegu, falleció el domingo, en lo que fue el cuarto deceso en el país. Se cree que tenía 57 años y no se facilitaron mayores detalles de la persona.

El sábado en la noche, el primer ministro Chung Sye-kyun dijo en un discurso televisado a nivel nacional que el brote del virus había ingresado en “una fase más grave” y reiteró que el gobierno efectúa cuanto está a su alcance para contener la propagación de la enfermedad.

Chung también señaló que su gobierno adoptará severas medidas contra cualquier acto que obstruya las acciones de cuarentena a nivel nacional.

A nivel global, casi 78,000 personas se han infectado en 29 países. En algunas naciones, algunos casos concentrados del virus no muestran un vínculo directo con viajes a China.

Israel, que detectó un caso, regresó un avión de pasajeros surcoreano con la mayoría de sus pasajeros después de que aterrizara el sábado en la noche en el aeropuerto Ben Gurion del país. La aeronave fue retirada de la terminal asignada, según la prensa israelí.



JMRS