Formato de impresión


Melania Trump estalla contra las decoraciones navideñas


2020-10-02

Por Michael D. Shear | The New York Times

Un audio grabado en 2018, y dado a conocer esta semana, pone de manifiesto las frustraciones de la primera dama poco antes de que el presidente Trump se enfrente a los votantes en su intento por un segundo periodo presidencial.

La primera dama, Melania Trump, lanzó una airada diatriba repleta de improperios sobre las decoraciones navideñas en la Casa Blanca y se burló de las dificultades de los niños migrantes que fueron separados de sus padres en la frontera en 2018 durante una conversación grabada en secreto por una antigua ayudante y confidente cercana.

“Estoy trabajando como —, rompiéndome el trasero con las cosas de Navidad”, se lamenta Melania Trump en la conversación grabada con su exasistente, Stephanie Winston Wolkoff, quien acaba de publicar un revelador libro sobre su relación. En el audio, que se transmitió por primera vez en CNN el jueves por la noche, Trump continuó: “Sabes, ¿a quién le importa un carajo las cosas y las decoraciones navideñas?”.

Más adelante en la conversación, que tuvo lugar en julio de 2018, la primera dama se quejó de las críticas dirigidas al presidente Trump y a su gobierno ese verano debido a la política de separar familias en respuesta a la inmigración indocumentada.

“Yo digo que estoy trabajando en la planificación navideña para la Navidad, y me dijeron: ‘Oh, ¿y qué pasa con los niños?’ Estaban separados”. Usó otra obscenidad para expresar su exasperación, preguntándole a Winston Wolkoff: “¿Dónde estaban diciendo algo cuando Obama hizo eso?”.

La grabación de audio, publicada solo unas semanas antes de que Trump enfrente a los votantes en su intento por un segundo mandato, muestra las frustraciones de la primera dama de Estados Unidos.

En un comunicado, Stephanie Grisham, jefa de gabinete de la primera dama, acusó a Winston Wolkoff de buscar lucrar al publicar las grabaciones cuando intenta aumentar las ventas de su libro Melania and Me.

“Su única intención era grabar en secreto a la primera dama para promocionarse ella misma y a su escabroso libro”, dijo Grisham. “No hay forma de saber si estas grabaciones han sido editadas, y está claro que los segmentos fueron cuidadosamente seleccionados y presentados sin contexto. La primera dama sigue enfocada en su familia y en servir a nuestro país”.

Como primera dama, Melania Trump ha permanecido algo apartada del escrutinio público, ha celebrado pocas cenas o fiestas formales en la Casa Blanca y ha mantenido un perfil mayormente bajo. Los críticos se han burlado de su programa Be Best, cuyo objetivo es ayudar a los niños a modelar un buen comportamiento, y señalan que el presidente apenas cumple con ese credo.

El libro de Winston Wolkoff fue publicado este año después de un altercado entre las dos mujeres. Winston Wolkoff dejó la Casa Blanca a principios de 2018 luego de que se reveló que su firma había recibido 26 millones de dólares para ayudar a planificar la toma de posesión del presidente.

Las grabaciones parecen presentar la irritación de Melania Trump porque no recibe la cobertura de noticias positiva que cree que merece, en parte porque la gente dice que no habla lo suficiente sobre las acciones de su esposo como presidente.

“Dicen que soy cómplice. Soy igual a él. Lo apoyo. No digo lo suficiente. No hago lo suficiente”, le dice a Winston Wolkoff en una conversación que suena como si se estuviera confesando con una amiga cercana.

La conversación ocurrió solo unas semanas después de que Melania Trump —quien nació en Eslovenia y se convirtió en ciudadana de Estados Unidos en 2006— apareció en los titulares al viajar a un refugio de inmigrantes para niños en Texas, junto la frontera con México, usando una chaqueta que decía, en letras mayúsculas blancas: “Realmente no me importa. ¿Y a ti?”.

En ese momento, el presidente y la portavoz de la primera dama dijeron que el mensaje en la chaqueta estaba dirigido a los reporteros, no a los niños a los que visitaba.

Cuando Winston Wolkoff le preguntó por qué usó la chaqueta, Melania Trump dijo que lo hizo para molestar a los críticos de su esposo.

“Estoy volviendo locos a los liberales, eso es seguro”, dijo. “Y eso, ya sabes, es —, y se lo merecen, ¿entiendes? Y todo el mundo dice: ‘Dios mío. Esto es lo peor’. Después de, es decir, vamos. Están locos, ¿de acuerdo?”.

En las grabaciones, se queja de que los medios de comunicación no estaban dispuestos a escribir un artículo positivo sobre su visita y sus esfuerzos para ayudar a reunir a los niños con sus padres. Señala que no entienden los límites de lo que ella puede hacer porque reunirlos “debe pasar por el proceso y la ley”.

De los medios de comunicación, dice: “No cubrirán la nota. Lo difundimos. No iban a hacer la nota. No lo creerías. No querían hacer la nota porque no son ni —, no harían la nota porque están en contra nuestra porque son medios liberales. Sí, si voy a Fox, hacen la nota. No quiero ir a Fox”.

Las grabaciones también sugieren que la opinión del presidente sobre la inmigración —y en particular su apoyo a la idea de separar a los niños en la frontera para disuadir los cruces ilegales— también influyó en la percepción que tiene ella del problema.

En una parte de la conversación, según CNN, Melania Trump cuestionó si las madres y los niños que afirmaron haber sido víctimas de violencia en sus países de origen estaban mintiendo a los funcionarios de la Patrulla Fronteriza.

“A muchas mamás e hijos se les enseña cómo hacerlo”, dijo Trump. “Se acercan y dicen: ‘Oh, nos va a matar un pandillero, nos van a, ya sabes, es muy peligroso’. Así que se les permite quedarse aquí”.

Dijo que las familias, la mayoría de las cuales provienen de Centroamérica, podrían haber optado por quedarse en México.

“Otras personas les enseñan qué decir para venir y, ya sabes, que los suelten para que se queden aquí”, dijo. “Porque fácilmente podrían quedarse en México, pero no quieren quedarse en México porque México no los cuida de la misma manera que Estados Unidos”.



maria-jose


Copyright ElPeriodicodeMexico.com