Deportes

México intenta otra vez detener un grito homofóbico

2018-06-21

Sus esfuerzos responden a una sanción de la FIFA por 10,000 dólares a la...

Andrew Das, The New York Times

 

MOSCÚ — La Federación Mexicana de Fútbol (Femexfut) y por lo menos dos de sus jugadores estrella retomaron este jueves una campaña para poner fin a un grito homófobo que algunos aficionados han lanzado desde hace años.

Sus esfuerzos responden a una sanción de la FIFA por 10,000 dólares a la federación “por la mala conducta de un grupo de fanáticos mexicanos, con relación a cantos discriminatorios e insultantes” durante el partido contra Alemania del domingo, dijo Femexfut en un comunicado. La multa fue acompañada por amenazas de consecuencias más serias si el grito sigue usándose.

El delantero Javier “Chicharito” Hernández y el mediocampista Andrés Guardado publicaron mensajes en sus redes; el primero, como una historia en su cuenta de Instagram y el segundo, por medio de Twitter.

Femexfut también envió mensajes, tanto en español como en inglés, a la afición por medio de sus cuentas, con la advertencia más directa de que quienes están en Rusia podrían perder su Fan ID y, con ello, su acceso a los estadios y a eventos mundialistas.

El comunicado de FIFA sobre la multa y el veto a la palabra que gritan algunos fanáticos amagó con posibles sanciones mayores para la selección mexicana, al declarar un “enfoque de tolerancia cero hacia la discriminación”, y se reportó que los observadores y monitores antidiscriminación comenzarán a identificar y expulsar a los seguidores que participen en el grito si este es usado en los próximos partidos, contra Corea del Sur y Suecia.

Pero las advertencias de la FIFA quizá no sean más que amenazas vacías: sancionó a México por lo menos una decena de veces por los “gritos homofóbicos” durante la etapa de clasificación a la Copa. El año pasado les dio el poder a los árbitros de dar un anuncio público a todo el estadio o incluso detener un partido si se usa el grito, pero esto no sucedió en el partido del domingo.

La Concacaf anunció su propio plan antidiscriminación el año pasado, y un día después de ese anuncio se escuchó el grito durante un partido de México en Denver.

Los aficionados mexicanos que usan el grito aseguran que es parte de una porra sin afán discriminatorio; que “puto”, usualmente un insulto a hombres homosexuales en México, se usa en este contexto como “cobarde” o “inepto”.

México por mucho tiempo ignoró el grito, pero en años recientes ha intentado erradicarlo. Chicharito también participó en una campaña pública para que se dejara de usar en 2016 y se han creado etiquetas en redes para crear conciencia sobre lo ofensivo del término. La federación también emitió “reglas de civilidad” en las que dice explícitamente: “Te pedimos que No grites ‘PUTO’ durante los encuentros”.

Sin embargo, sigue siendo uno de los cánticos comunes en partidos mexicanos: “¡Eeeeeeeeeeh…” cada vez que un portero rival está por sacar y “… puto!” en cuanto golpea el balón.



Jamileth