Internacional - Seguridad y Justicia

Policía de Rio de Janeiro alcanza récord de asesinatos

2019-05-03

Al completar los primeros tres meses del año, la fuerza mató a 434 personas -casi...

Por MARCELO SILVA DE SOUSA

RIO DE JANEIRO (AP) — En la mira de la justicia por operaciones que acabaron en masacres y denunciada por organizaciones de derechos humanos, la policía de Rio de Janeiro alcanzó un récord sombrío.

Al completar los primeros tres meses del año, la fuerza mató a 434 personas -casi cinco por día- en enfrentamientos, la cifra más alta en 20 años.

Según datos oficiales, es la primera vez que en el trimestre inicial la policía de Rio comete más de 400 homicidios desde 1998, cuando el gobierno del estado comenzó el registro. El año pasado, en el mismo lapso, fueron asesinadas 368 personas.

El incremento coincidió con el comienzo de la gestión del gobernador Wilson Witzel, un exfusilero de la marina aliado del presidente Jair Bolsonaro, quien ha prometido tolerancia cero contra los criminales y flexibilizó la posesión de armas en Brasil.

En la campaña electoral Witzel había prometido que con él al frente del gobierno la policía dispararía “a la cabeza” de cualquier delincuente que estuviera portando un arma. Semanas atrás, el gobernador admitió que la policía ya está utilizando tiradores en las favelas.

The Associated Press contactó a la policía militar, que a través de su asesoría de comunicación respondió que no haría comentarios sobre la estadística.

Desde 2014 la cifra de víctimas de la policía está en franco ascenso, apenas con un paréntesis en 2016, año en que el estado fue anfitrión de los Juegos Olímpicos y aplicó un gigantesco operativo de seguridad con apoyo militar.

La elevada violencia es un problema histórico en Brasil y en Rio, uno de sus principales destinos turísticos.

El año pasado, el entonces presidente Michel Temer resolvió que los militares asumieran la seguridad del estado en una intervención que se extendió hasta diciembre.

Pese a las mejoras en algunos indicadores -como los robos de cargas-, las fuerzas armadas no resolvieron los problemas estructurales.



Jamileth