Internacional - Seguridad y Justicia

Detienen a sospechoso de asesinar a musulmanes en N. México

2022-08-09

Los elementos en común en los homicidios eran la raza y religión de las...

Por STEFANIE DAZIO y MARIAM FAM

La policía anunció el martes la detención del “principal sospechoso” en los asesinatos de cuatro musulmanes en Albuquerque, Nuevo México, cuyas muertes han suscitado temor en las comunidades islámicas de todo el país.

El jefe de la policía, Harold Medina, realizó el anuncio en Twitter, señalando que las autoridades habían ubicado un vehículo que se creía que estaba involucrado en uno de los homicidios en la ciudad más grande de Nuevo México.

“El conductor fue detenido y es nuestro principal sospechoso de los homicidios”, se indicó en el tuit de Medina.

De momento no se dio a conocer más información. La policía tenía previsto brindar una actualización en el transcurso del día.

Los asesinatos atrajeron la atención del presidente Joe Biden, quien afirmó que ese tipo de ataques “no tienen cabida en Estados Unidos”. Los crímenes también estremecieron a las comunidades islámicas, en las que algunas personas se cuestionaron su seguridad y restringieron sus movimientos.

Cuando se le informó la noticia, Muhammad Imtiaz Hussain, hermano de una de las víctimas, Muhammad Afzaal Hussain, dijo que se sentía más tranquilo, pero necesitaba saber más sobre el sospechoso y el motivo.

“Esto nos da esperanza de que la verdad salga a la luz”, dijo. “Necesitamos saber el por qué”.

Naeem Hussain fue asesinado el viernes en la noche y las otras tres víctimas murieron baleadas en emboscadas.

Hussain, de 25 años, era originario de Pakistán. Su muerte ocurrió apenas días después de las de Muhammad Afzaal Hussain, de 27 años, y de Aftab Hussein, de 41, quienes también eran paquistaníes y miembros de la misma mezquita.

El primer caso corresponde al afgano Mohammada Ahmadi, de 62 años, quien fue asesinado en noviembre.

Las autoridades solicitaron ayuda el lunes para ubicar un vehículo, el cual aparentemente fue el encontrado el martes.

Los elementos en común en los homicidios eran la raza y religión de las víctimas, dijeron las autoridades, y la policía intentaba determinar si los asesinatos estaban relacionados.



aranza