Internacional - Seguridad y Justicia

Zelenskyy dice que las demoras en ayuda exterior hacen la vida “muy difícil” en el frente ucraniano

2024-02-20

El comandante de la fuerza aérea, Mykola Oleschuk, dijo el lunes que sus tropas...

 

KIEV, Ucrania (AP) — Las demoras en entregas de armas de aliados occidentales a Ucrania están abriendo la puerta a que Rusia avance en el campo de batalla, dijo el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskyy, lo que hace la lucha “muy difícil” en zonas del frente donde las fuerzas del Kremlin tomaron una ciudad estratégica el pasado fin de semana antes del segundo aniversario de la guerra.

Zelenskyy y otros funcionarios han expresado a menudo su frustración con la lentitud en las entregas de ayuda prometidas, especialmente conforme aparecen indicios de fatiga de guerra. Los países europeos están teniendo problemas para conseguir reservas suficientes que enviar a Kiev, y el paquete estadounidense de 60,000 millones de dólares está bloqueado por discrepancias políticas. Eso parece favorecer al presidente de Rusia, Vladímir Putin.

Aun así, hay más ayuda en camino. Suecia anunció el martes su paquete de ayuda más grande hasta ahora, y Canadá dijo que aceleraría la entrega de más de 800 drones.

En su mensaje diario en video, Zelenskyy dijo el lunes por la noche que Rusia ha reunido tropas en algunos puntos de los 1,500 kilómetros (930 millas) del frente, con el objetivo aparente de aprovechar cualquier impresión de debilidad defensiva.

“Están aprovechando los retrasos en la ayuda a Ucrania”, dijo el mandatario tras visitar el lunes el centro de mando en la zona de Kupiansk, en la región nororiental de Járkiv.

Las tropas ucranianas están acusando mucho la falta de artillería, sistemas antiaéreos y armas de largo alcance.

Las fuerzas ucranianas se retiraron el fin de semana de la estratégica ciudad oriental de Avdiivka, donde enfrentaron un duro asalto ruso durante cuatro meses pese a verse muy superados en número y potencia de fuego.

Pero Oleksiy Danilov, jefe del Consejo Nacional ucraniano de Seguridad y Defensa, dijo que si bien la situación en el campo de batalla es dura, especialmente por la falta de munición, el panorama en el frente oriental no es catastrófico.

“Peleamos y seguiremos peleando”, dijo al medio Ukrainska Pravda. “Sólo tenemos una petición a nuestros socios: que ayuden con armas, con munición, con defensa antiaérea”.

Afirmó que Rusia ha sufrido fuertes pérdidas de tropas y equipamiento en la batalla por la bombardeada Avdiivka, algo que no pudo verificarse de forma independiente.

Zelenskyy dijo que las conversaciones con socios extranjeros se centran en cómo “reanudar y extender” el apoyo.

Suecia, que está en un proceso de ingreso en la OTAN, dijo el sábado que donará ayuda militar a Ucrania por valor de 7,100 millones de coronas suecas (681 millones de dólares). Eso incluye 30 embarcaciones, algunas de ellas embarcaciones militares de asalto rápidas y potentes, así como armas submarinas.

El acuerdo también incluye munición de artillería, tanques Leopard, armas antiaéreas que se disparan desde el hombro, misiles antitanque, lanzagranadas, granadas de mano y vehículos de transporte médico, así como drones submarinos y equipamiento de buceo.

“Al apoyar a Ucrania también invertimos en nuestra propia seguridad”, dijo el ministro de Defensa, Pål Jonson, en una conferencia de prensa en Estocolmo. “Si Rusia ganara esta guerra terrible, tendríamos problemas de seguridad significativamente mayores de los que tenemos hoy”.

El gobierno canadiense, por su parte, indicó el lunes que enviaría más de 800 drones a Ucrania a partir de esta primavera. Forman parte de una partida ya anunciada de ayuda militar a Ucrania valorada en 500 millones de dólares canadienses (370 millones de dólares).

Ucrania recibió el año pasado 42,500 millones de dólares de socios extranjeros, de los que 11,600 millones de dólares eran subvenciones no reembolsables, según dijo el martes el Ministerio ucraniano de Finanzas.

Las donaciones fueron proporcionadas por Estados Unidos, Japón, Noruega, Alemania, España, Finlandia, Suiza, Irlanda, Bélgica e Islandia, señaló. Estados Unidos fue el mayor proveedor de ayudas no reembolsables, con 11,000 millones de dólares.

El financiamiento de largo plazo ascendió a 30,900 millones de dólares, lo que incluye préstamos de la Unión Europea (19,500 millones de dólares), el Fondo Monetario Internacional (4,500 millones de dólares), Japón (3,400 millones de dólares), Canadá (1,800 millones de dólares), Reino Unido (1,000 millones de dólares), el Banco Mundial (660 millones de dólares) y España (50 millones de dólares).

Por otro lado, Ucrania derribó los 23 drones Shahed lanzados el lunes por la noche por Rusia contra varias regiones del país, según la fuerza aérea ucraniana.

La actividad de aeronaves rusas se ha reducido después de que Ucrania derribara varios aviones enemigos, indicó el vocero de la fuerza aérea Yurii Ihnat.

El comandante de la fuerza aérea, Mykola Oleschuk, dijo el lunes que sus tropas habían destruido bombarderos Su-34 y Su-35. Durante el fin de semana reportó el derribo de otros aviones rusos.



aranza