Internacional - Seguridad y Justicia

El jefe del Estado Mayor de Israel asegura que Hezbolá "pagará un precio muy alto" por sus ataques

2024-02-27

Los ataques de la milicia libanesa provocaron que miles de residentes del norte de Israel tuvieran...

 

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) - El jefe del Estado Mayor de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI), el teniente general Herzi Halevi, ha asegurado este martes que el partido-milicia chií libanés Hezbolá "pagará un precio muy alto" por sus ataques sobre el territorio norte israelí.

De acuerdo con Halevi, Hezbolá decidió "el 7 de octubre por la tarde" --horas después de los ataques del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás) sobre territorio israelí-- que se uniría a la ofensiva, razón por la que pagará "un alto precio".

Los ataques de la milicia libanesa provocaron que miles de residentes del norte de Israel tuvieran que abandonar sus hogares. Ahora, las autoridades israelíes, incluido Halevi, han reiterado en numerosas ocasiones que el Ejército hará todo lo posible por permitir su regreso.

En esta ocasión el jefe del Estado Mayor ha destacado que las Fuerzas Armadas están "tomando las medidas adecuadas" para permitir que los cerca de 80,000 israelíes desplazados puedan volver a sus hogares, recoge 'The Times of Israel'.

"Creo que si hacemos lo correcto, regresarán en primer lugar por la seguridad. Para traer a la gente aquí con seguridad y calidad de vida, el Estado sabrá hacer un esfuerzo", ha aseverado Halevi, que asegura que "Hezbolá ya no está cerca de la valla (fronteriza)".

Los ataques sin precedentes lanzados a comienzos de octubre por Hamás dejaron casi 1,200 muertos y cerca de 240 rehenes, y además fueron el detonante de la campaña militar israelí en la Franja de Gaza, que se cobra ya la vida de casi 30,000 palestinos, en su mayoría mujeres y niños.

El Ejército de Israel y Hezbolá --un grupo respaldado por Irán y que cuenta con un importante peso político en Líbano-- han protagonizado enfrentamientos diarios en la frontera común desde el 8 de octubre, lo que ha hecho temer con una expansión del conflicto en la región.



aranza