Internacional - Política

Gobierno y oposición llaman a marchas en Caracas

2020-03-10

Para renovar la presión contra el gobierno de Maduro, la oposición llamó a una...

 

CARACAS (AP) — El gobierno y la oposición convocaron el martes a marchar en Caracas en una nueva medición de fuerza en las calles el mismo día en que la Alta Comisionada de los Derechos Humanos de Naciones Unidas denunció que continúan los ataques contra los adversarios del presidente Nicolás Maduro.

La marcha de la oposición también coincidirá con ejercicios militares que el gobierno activó en la capital y otros cuatro estados.

Al ritmo de canciones de salsa y composiciones musicales oficialistas, varios miles de empleados públicos, milicianos y seguidores del gobierno -muchos vestidos con las características camisetas rojas- comenzaron a concentrarse en una avenida del centro de la capital horas antes del inicio de la movilización.

Entre los manifestantes estaba María Isabel Liendo de 56 años, quien mientras bailaba afirmó que decidió salir a marchar “por ser chavista, por ser revolucionaria y para defender mi revolución”.

Levantando un pequeño cartel amarillo que decía “Las sanciones son un crimen”, Rubén Acosta, un obrero de 50 años, dijo que decidió salir a la calle para protestar contra las sanciones de Estados Unidos “que están golpeando al pueblo”.

Al mismo tiempo, en una avenida del este de la ciudad, miles de manifestantes opositores comenzaban a concentrarse.

Horas antes del comienzo de las movilizaciones se observaron en varios puntos de la capital cientos de policías con equipos antimotines y camiones cisterna.

Para renovar la presión contra el gobierno de Maduro, la oposición llamó a una movilización que aspira llegar a la sede de la Asamblea Nacional que desde inicios de año fue tomada por las fuerzas de seguridad que impidieron la entrada al jefe de ese cuerpo legislativo, Juan Guaidó, y la mayoría opositora.

La tensión política y los ataques contra opositores fueron mencionados el martes por la Alta Comisionada Michelle Bachelet en la actualización oral de su informe sobre la situación de los derechos humanos en Venezuela.

Bachelet observó que continúan “los actos de violencia de fuerzas de seguridad y simpatizantes del gobierno contra parlamentarios de la oposición”, resaltando que desde el 5 de enero, fecha de inicio del nuevo año legislativo, las “fuerzas de seguridad han dificultado el acceso a dichos diputados a la sede de la Asamblea Nacional”.

Las agresiones “suelen estar acompañadas por una retórica que estigmatiza, expone y desacredita a las víctimas y justifica la violencia”, acotó la comisionada en su informe del martes.

Añadió que “mi oficina sigue recibiendo alegaciones de tratos crueles, inhumanos o degradantes”.

Además señaló que la cifra de venezolanos que emigran sigue aumentando. Según la Plataforma Regional de Naciones Unidas, 4,9 millones de personas han abandonado el país, acotó.

Horas antes de la protesta Guaidó admitió que no le sorprendía que el gobierno convocara a una marcha paralela o pudiese bloquear el avance de la movilización opositora y sostuvo que el objetivo de la manifestación es retomar las calles, que la oposición abandonó hace varios meses ante la escasa asistencia de manifestantes y el desánimo de la población.

Durante 2019 Guaidó, quien ha sido reconocido como presidente interino de Venezuela por casi 60 países, encabezó multitudinarias movilizaciones y un fallido alzamiento militar contra Maduro quien logró superar la crisis gracias, en parte, al respaldo del alto mando militar y el apoyo de Rusia, China, Turquía y Cuba.

La mayoría opositora espera aprobar este martes durante una sesión de la Asamblea Nacional un “pliego nacional de conflicto” que reúna las exigencias de diversos sectores y que servirá de base para las próximas acciones de protesta.

La nueva fase de protestas se da tras la gira internacional que realizó entre enero y febrero Guaidó por Europa, Canadá y Estados Unidos y que incluyó encuentros con varios líderes europeos y el mandatario Donald Trump.

Por su parte, el oficialismo llamó a la “madre de las marchas” en el centro de la capital para llegar hasta la sede del Congreso y a una movilización de motorizados en el norte y centro de la ciudad.

Diosdado Cabello, presidente de la oficialista de la Asamblea Nacional Constituyente, afirmó que con las movilizaciones de este martes se busca “enviarle un mensaje al mundo de nuestra lucha por la paz”.

Un día antes de las marchas el mandatario izquierdista activó de manera sorpresiva la segunda fase de unos ejercicios militares en Caracas y los estados Miranda, La Guaira, Apure y Bolívar que se extenderán por dos días.

El jefe del Comando Estratégico Operacional, almirante en jefe Remigio Ceballos, indicó que todos los miembros de las fuerzas armadas, integradas por unos 200,000 hombres y más de tres millones de civiles armados conocidos como “milicias”, participarán en las acciones de inteligencia y contrainteligencia y búsqueda de grupos armados para poner a prueba los planes de defensa militar.



Jamileth