Turismo

Las aerolíneas recortan sus vuelos en septiembre por los rebrotes y las cuarentenas

2020-08-25

Ryanair, Easyjet, Air Europa o Air France son solo algunas de las compañías que ya...

Ramón Muñoz | El País

Madrid.- Las aerolíneas están procediendo a una reducción generalizada de sus vuelos para septiembre y, en general, el próximo otoño, ante la falta de demanda. Las nuevas restricciones y las cuarentenas impuestas por multitud de países han provocado que se frustre la esperada recuperación del tráfico aéreo por la segunda oleada del coronavirus. Ryanair, Easyjet, Air Europa o Air France son solo algunas de las compañías que ya han anunciado un recorte de rutas para septiembre, a las que se sumó este martes Vueling.

La compañía, que pertenece como Iberia y British Airways al grupo IAG, reducirá este septiembre su oferta de asientos un 20% respecto a agosto, con un total de 1,76 millones en toda la red, tanto en España como en el resto de Europa “para seguirse adaptando al entorno actual”. Tras esta reprogramación, operará un total de 208 rutas y hasta un máximo de 2.226 vuelos semanales.

Vueling centrará su oferta en España, con 190 rutas. De ellas, 92 serán domésticas y otras 98 operarán a destinos internacionales. El aeropuerto de Barcelona-El Prat, su principal centro de operaciones, mantendrá una oferta similar a la de agosto, con 79 rutas directas y 1.378 vuelos semanales: 24 serán domésticas y 55 conectarán con ciudades internacionales.

Sigue así los pasos de Ryanair, la primera aerolínea de bajo coste en Europa y una de sus grandes competidoras, que la semana pasada anunció que reducirá su oferta de vuelos en un 20% durante los meses de septiembre y octubre debido a la drástica reducción de reservas.

Su principal rival de vuelos de bajo coste, easyJet, cerrará el próximo 31 de agosto sus bases británicas de en Southend, Stansted y Newcastle, cancelando todos los vuelos que partían desde el primer aeropuerto y reduciendo las que volaban desde los otros dos. La decisión supondrá además 4,500 despidos. Por su parte, Air France ha aprovechado el acuerdo con su filial Transavia para reducir en un 40% las líneas interiores entre París y los aeropuertos de Biarritz, Pau o Montpellier.

Air Europa e Iberia

En España, Air Europa ha cancelado todas las salidas previstas para septiembre desde y hacia Argentina, Bolivia, Colombia, Paraguay y Perú, aunque realizará vuelos semanales de repatriación en todos estos países. Por el momento, mantiene el resto de vuelos de largo radio que reincorporó a su programación a Guayaquil, Miami, Nueva York, Quito, San Pedro Sula, Santo Domingo y São Paulo.

Iberia, por su parte, se muestra por ahora cauta y mantiene los vuelos a cincuenta países. Admite, sin embargo, que tiene que hacer ajustes diarios y estará pendiente de la evolución de la demanda.

Y es que los rebrotes y establecimiento unilateral de cuarentenas o recomendaciones negativas para viajar entre distintos países ha hecho que saltara por los aires la programación pospandemia, debido a la anulación de reservas y la falta de demanda. De hecho, la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA) calcula que tráfico mundial de pasajeros no volverá a los niveles anteriores a la covid-19 hasta 2024, un año más tarde de lo que había previsto anteriormente. Además, para el 2020, se prevé que el número global de pasajeros disminuya en un 55% en comparación con el 2019, empeorando desde el pronóstico de abril del 46%. En 2021 se mantendrá aún un 30% por debajo.

Despidos

Y mientras tanto sigue la oleada de despidos en el sector. American Airlines anunció este martes que eliminará 19,000 puestos de trabajo en Estados Unidos en octubre, a menos que el gobierno extienda la ayuda para cumplir con los compromisos en las nóminas de la aerolínea que vencen a finales de septiembre.

Las compañías aéreas estadounidenses recibieron 25,000 millones de dólares en fondos de estímulo del gobierno de en marzo, destinados a cubrir las nóminas y proteger los empleos hasta septiembre. A medida que el dinero se agota sin una recuperación de viajes a la vista, las aerolíneas y los sindicatos han presionado a Washington para conseguir otros 25,000 millones, pero las conversaciones se han estancado.

Incluidas las salidas y bajas voluntarias, la fuerza laboral de American se reducirá a alrededor de 100,000 en octubre desde los 140,000 que empleaba en marzo. Los recortes de empleo de octubre comprenden 17,500 licencias de trabajadores sindicalizados, incluidos 1,600 pilotos y 8,100 tripulantes de vuelo, y 1,500 puestos de gestión.

Por su parte, la finlandesa Finnair anunció también este martes que ha iniciado las negociaciones sobre su plan de reducir hasta 1,000 puestos de trabajo y de emprender otros 1,800 despidos temporales sobre una plantilla total de 6,700 empleados.



Jamileth