Internacional - Economía

La brasileña Petrobras logra un beneficio récord en seis meses por la subida del crudo

2022-07-28

Los ingresos brutos de la empresa en el primer semestre sumaron 312.601 millones de reales (unos...

 

Río de Janeiro, 28 jul (EFE).- La petrolera Petrobras, mayor empresa de Brasil, obtuvo en el primer semestre de este año un beneficio neto de 98.891 millones de reales (unos 19.164,9 millones de dólares), el mayor para el período en su historia, gracias a la fuerte subida de los precios del crudo en los mercados mundiales.

Según el comunicado enviado al mercado este jueves por la compañía, el lucro de la gigante brasileña en los primeros seis meses de este año fue en un 124,6 % superior al del mismo período de 2021 (44.022 millones de reales o 8.531,4 millones de dólares).

Las ganancias semestrales prácticamente igualan las obtenidas por la compañía en todo 2021, cuando la empresa alcanzó el mayor beneficio neto anual en toda su historia (106.668 millones de reales o 20.672 millones de dólares).

La empresa ya había conseguido en el primer trimestre el mayor beneficio neto para el período en su historia (44.561 millones de reales o 8.635,8 millones de dólares), que consiguió elevar aún más en el segundo trimestre.

De acuerdo con el balance, las ganancias de Petrobras entre abril y junio sumaron 54.330 millones de reales (unos 10.529 millones de dólares), con un crecimiento del 26,8 % frente al mismo período del año pasado y del 21,9 % en relación al primer trimestre de 2022.

El lucro del segundo trimestre fue igualmente el mayor para el período y el segundo mayor para un trimestre en la historia de la empresa, tan sólo superado por el del cuarto trimestre de 2020 (59,900 millones de reales o 11.608,5 millones de dólares).

"Los resultados del segundo trimestre muestran la resiliencia y la solidez de la compañía, que es capaz de generar resultados sustentables y seguir con su trayectoria de creación de valor (para los accionistas)", destacó el director financiero de Petrobras, Rodrigo Araújo Alves, citado en el comunicado al mercado.

Los ingresos brutos de la empresa en el primer semestre sumaron 312.601 millones de reales (unos 60.581,6 millones de dólares), con un salto del 58,8 % frente a los seis primeros meses del año pasado.

Las ventas en el trimestre avanzaron un 54,4 % en la comparación interanual, hasta 170.960 millones de reales (unos 33.131,8 millones de dólares).

De acuerdo con la empresa, tanto las ventas como el beneficio fueron impulsados por el aumento del precio del petróleo -y de los combustibles en el mercado interno- y por el mayor volumen de ventas.

Ello debido a que el precio promedio del petróleo en el mercado internacional saltó desde 65,86 dólares por barril en el primer semestre del año pasado hasta 107,59 dólares por barril en los seis primeros meses de este año.

En el mercado interno, la empresa vendió sus combustibles en el segundo trimestre de este año por un precio promedio de 665,50 reales (unos 129 dólares) el barril, con una subida del 22,3 % frente a los tres primeros meses del año y del 65,9 % en comparación con el mismo período del año pasado.

El reajuste de los combustibles en el mercado interno, elevados debido a que la compañía practica una política de paridad de precios con el mercado externo, generó discrepancias con el Gobierno y duros ataques del presidente Jair Bolsonaro, que sustituyó tanto a su ministro de Minas y Energía como a toda la cúpula de la compañía.

El aumento de los precios compensó la caída de la producción de la petrolera, provocada principalmente por la paralización de algunas importantes plataformas marinas para mantenimiento.

La producción de petróleo y gas natural equivalente de Petrobras fue de 2,616 millones de barriles diarios en el segundo trimestre de este año, con una caída del 5 % frente al mismo período de 2021.

El beneficio semestral también fue impactado positivamente por las ganancias de capital que la compañía obtuvo, de unos 14,200 millones de reales (unos 2.751,9 millones de dólares), por el acuerdo en que definió las coparticipaciones en los gigantescos yacimientos de Sepia y Atapu.

El buen resultado permitió que la empresa redujera en un 15,9 % su deuda bruta, desde 63.685 millones de dólares a mediados del año pasado hasta 53.577 millones de dólares a finales de junio.

"La reducción del endeudamiento bruto, el elevado nivel de generación de caja y la sólida liquidez permitieron a la compañía aprobar el pago de dividendos a los accionistas de 6,73 reales (unos 1,30 dólares) por acción", informó la compañía.

Ello significa que la petrolera, que es controlada por el Estado brasileño pero tiene acciones negociadas en las bolsas de Sao Paulo, Nueva York y Madrid, repartirá en agosto y septiembre un valor récord de dividendos por 87,800 millones de reales (unos 17.015,5 millones de dólares).



aranza