Educación

Campaña contra tráfico de drogas en la UNAM 

2018-02-27

A los docentes y empleados les pidió denunciar "todo evento que parezca sospechoso o...

 

(ANSA) - CIUDAD DE MEXICO, 27 FEB - Las autoridades del mayor ateneo público del país, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), lanzaron una campaña para erradicar el tráfico de drogas en sus diversos campus, entre ellos el más importante, la Ciudad Universitaria (CU), sur de la capital.

La cruzada, anunciada por el rector Enrique Graue, fue puesta en marcha luego de un enfrentamiento a balazos el viernes entre vendedores de narcóticos ilegales, en el que murieron dos personas, entre las Facultades de Contaduría y Administración.

La balacera puso en evidencia que el tráfico de drogas en la zona se ha vuelto incontrolable, dijo Graue.

El funcionario pidió apartarse "de aquellos que distribuyen sustancias nocivas para su salud" y "que entiendan que ellos viven mundos ajenos a los nuestros, que no son sus amigos y que representan relaciones de peligro y de inseguridad". El fin de semana, durante un partido de Pumas, el club propiedad de la institución, contra Guadalajara, de la primera división del fútbol mexicano, apareció en una de las pizarras electrónicas la leyenda "Fuera narcos de la UNAM".

En su gaceta oficial de esta semana, el ateneo dedicó numerosas páginas a hablar del tema y en su portada mostró un fondo negro con la silueta de un hombre y la frase "No es tu amigo. Es un narco".

A los docentes y empleados les pidió denunciar "todo evento que parezca sospechoso o potencialmente peligroso para la seguridad de la comunidad universitaria", actuando "con decisión, prudencia y anteponiendo los intereses de nuestra universidad".

El procurador de la capital, Edmundo Garrido, señaló que los presuntos traficantes involucrados en la balacera pertenecen a un grupo que radica en Coyoacán, una zona cercana a Ciudad Universitaria.

Previamente, algunos informes señalaban que estaban vinculados al llamado "Cártel de Tláhuac", encabezado hasta julio pasado Felipe Pérez Luna, conocido como "El Ojos", quien murió en un enfrentamiento con la Marina.

El procurador dijo que hay dos detenidos por el caso de la semana pasada, quienes fueron puestos a disposición de un juez, por delitos contra la salud (tráfico de drogas), detenidos cuando llevaban consigo 1,6 kilos de marihuana y un arma de fuego.

Garrido indicó que, según las investigaciones, se trató de una riña entre vendedores y compradores de droga.

El jefe de gobierno de la capital, Miguel Mancera, afirmó que la policía de la ciudad seguirá trabajando en torno al principal campus de la UNAM en coordinación con el equipo de seguridad de la entidad académica.

La Policía Federal dio a conocer que está lista para ingresar a esta zona, donde no sólo hay facultades, sino también museos y un estadio de fútbol, para desterrar el tráfico de drogas, sólo "si las autoridades de la UNAM lo solicitan".

El comisionado Nacional de Seguridad, Renato Sales, dijo que hasta ahora no ha recibido una petición al respecto.

"Ciudad Universitaria no es un feudo, un lugar aislado del derecho y de la investigación ministerial y policial. Entonces hay que trabajar en esclarecer estos homicidios y en trabajar para evitar el narcomenudeo", expuso.

El ingreso de la fuerza pública en la zona universitaria es un tema complicado porque goza de autonomía y cuando ha ocurrido se suscitan airadas protestas de la comunidad universitaria.

La herida de los disturbios estudiantiles que desembocaron en la matanza de estudiantes del 2 de octubre de 1968 en el céntrico barrio de Tlatelolco, que dejaron decenas de jóvenes muertos y a la que siguió el allanamiento de Ciudad Universitaria por el Ejército sigue aún abierta.

"El gobierno capitalino se lava las manos, el gobierno federal le tiene pánico al fantasma del 68 y las autoridades universitarias están rebasadas" pero mientras tanto 139,000 alumnos acuden a Ciudad Universitaria sin una sola garantía de seguridad", editorializó el diario Reforma.

El matutino hizo notar que "no hay control alguno en los accesos a CU, nadie sabe qué mete cada quién y los cuerpos de seguridad no están facultados -ni mucho menos entrenados- para realizar detenciones".



yoselin
Utilidades Para Usted de El Periódico de México