«¡Bien, siervo bueno y fiel!»

🕔02:36, 2017-09-02

«Un hombre, al ausentarse, llamó a sus siervos y les encomendó su hacienda: a uno dio cinco talentos, a otro dos y a otro uno, a cada cual según su capacidad; y se ausentó. Enseguida, el que había recibido cinco talentos se puso a negociar con ellos y ganó otros cinco».

Ver Nota Completa

«Velad, pues, porque no sabéis ni el día ni la hora»

🕔02:33, 2017-09-01

Jesús dijo a sus discípulos esta parábola: «El Reino de los Cielos será semejante a diez vírgenes, que, con su lámpara en la mano, salieron al encuentro del novio. Cinco de ellas eran necias, y cinco prudentes. Las necias, en efecto, al tomar sus lámparas, no se proveyeron de aceite».

Ver Nota Completa

«Velad, pues, porque no sabéis qué día vendrá vuestro Señor»

🕔02:20, 2017-08-31

Jesús dijo a sus discípulos: «Velad, pues, porque no sabéis qué día vendrá vuestro Señor. Entendedlo bien: si el dueño de casa supiese a qué hora de la noche iba a venir el ladrón, estaría en vela y no permitiría que le horadasen su casa. Por eso, también vosotros estad preparados».

Ver Nota Completa

«Sois semejantes a sepulcros blanqueados»

🕔00:15, 2017-08-30

En aquel tiempo, Jesús dijo: «¡Ay de vosotros, escribas y fariseos hipócritas, pues sois semejantes a sepulcros blanqueados, que por fuera parecen bonitos, pero por dentro están llenos de huesos de muertos y de toda inmundicia! Así también vosotros, por fuera aparecéis justos ante los hombres...»

Ver Nota Completa

«No te está permitido tener la mujer de tu hermano»

🕔00:31, 2017-08-29

En aquel tiempo, Herodes había enviado a prender a Juan y le había encadenado en la cárcel por causa de Herodías, la mujer de su hermano Filipo, con quien Herodes se había casado. Porque Juan decía a Herodes: «No te está permitido tener la mujer de tu hermano».

Ver Nota Completa

«¡Ay de vosotros, escribas y fariseos hipócritas»

🕔00:46, 2017-08-28

En aquel tiempo, Jesús dijo: «¡Ay de vosotros, escribas y fariseos hipócritas, que cerráis a los hombres el Reino de los Cielos! Vosotros ciertamente no entráis; y a los que están entrando no les dejáis entrar».

Ver Nota Completa

«Tú eres el Cristo, el Hijo de Dios vivo»

🕔00:39, 2017-08-27

Jesús hizo esta pregunta a sus discípulos: «¿Quién dicen los hombres que es el Hijo del hombre?». Ellos dijeron: «Unos, que Juan el Bautista; otros, que Elías, otros, que Jeremías o uno de los profetas». Díceles Él: «Y vosotros, ¿quién decís que soy yo?». Simón Pedro contestó: «Tú eres el Cristo».

Ver Nota Completa

«Amarás al Señor, tu Dios, con todo tu corazón, con toda tu alma y con toda tu mente»

🕔00:47, 2017-08-25

Cuando los fariseos se enteraron de que Jesús había tapado la boca a los saduceos, se reunieron en grupo, y uno de ellos le preguntó con ánimo de ponerle a prueba: «Maestro, ¿cuál es el mandamiento mayor de la Ley?». Él le dijo: «Amarás al Señor, tu Dios, con todo tu corazón, con toda tu alma...»

Ver Nota Completa

«Rabbí, tú eres el Hijo de Dios, tú eres el Rey de Israel»

🕔09:50, 2017-08-24

En aquel tiempo, Felipe se encontró con Natanael y le dijo: «Ése del que escribió Moisés en la Ley, y también los profetas, lo hemos encontrado: Jesús el hijo de José, el de Nazaret». Le respondió Natanael: «¿De Nazaret puede haber cosa buena?». Le dice Felipe: «Ven y lo verás».

Ver Nota Completa

«Id también vosotros a mi viña, y os daré lo que sea justo»

🕔09:41, 2017-08-23

En aquel tiempo, Jesús dijo a los discípulos esta parábola: «El Reino de los Cielos es semejante a un propietario que salió a primera hora de la mañana a contratar obreros para su viña. Habiéndose ajustado con los obreros en un denario al día, los envió a su viña.

Ver Nota Completa

«Muchos primeros serán últimos y muchos últimos, primeros»

🕔03:24, 2017-08-22

«Yo os aseguro que un rico difícilmente entrará en el Reino de los Cielos. Os lo repito, es más fácil que un camello entre por el ojo de una aguja, que un rico entre en el Reino de los Cielos». Al oír esto, los discípulos, llenos de asombro, decían: «Entonces, ¿quién se podrá salvar?».

Ver Nota Completa

«Si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos»

🕔02:28, 2017-08-21

En aquel tiempo, un joven se acercó a Jesús y le dijo: «Maestro, ¿qué he de hacer de bueno para conseguir vida eterna?». Él le dijo: «¿Por qué me preguntas acerca de lo bueno? Uno solo es el Bueno. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos». «¿Cuáles?» -le dice él-.

Ver Nota Completa

«Ten compasión de mí, Señor, Hijo de David»

🕔00:21, 2017-08-20

Jesús salió y se retiró al país de Tiro y Sidón. Una mujer cananea, saliendo de uno de aquellos lugares, se puso a gritarle: «Ten compasión de mí, Señor, Hijo de David. Mi hija tiene un demonio muy malo». Él no le respondió nada. Entonces los discípulos se le acercaron a decirle: «Atiéndela».

Ver Nota Completa

«Dejad que los niños vengan a mí, y no se lo impidáis»

🕔03:06, 2017-08-19

Le presentaron a Jesús unos niños para que les impusiera las manos y orase; pero los discípulos les reñían. Mas Jesús les dijo: «Dejad que los niños vengan a mí, y no se lo impidáis porque de los que son como éstos es el Reino de los Cielos». Y, después de imponerles las manos, se fue de allí.

Ver Nota Completa

«Ten paciencia conmigo, que todo te lo pagaré»

🕔00:29, 2017-08-17

«Siervo malvado, yo te perdoné a ti toda aquella deuda porque me lo suplicaste. ¿No debías tú también compadecerte de tu compañero, del mismo modo que yo me compadecí de ti?». Y encolerizado su señor, le entregó a los verdugos hasta que pagase todo lo que le debía.

Ver Nota Completa

Síganos en Redes Sociales